Postura restrictiva Banxico llevará alza en tasa 75 pb en junio: Valmex; coinciden expertos

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 35 segundos

La casa de bolsa Valores Mexicanos (Valmex) dijo el lunes que estima que la Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) determine un incremento de 75 puntos base (pb) en la tasa de interés objetivo en su próxima reunión de política monetaria del próximo 23 de junio.

El ajuste anterior respondería plenamente a una postura más hawkish, o restrictiva, lo que significa elevar el referencial a niveles de 7.75%.

El promedio del mercado anticipa que al cierre de 2022 la tasa de política colocará en 8.50%, aunque son varias las firmas financieras que esperan un incremento mayor, a 8.75%, lo que incluye a bancos globales que operan en México, como Santander y el banco Itaú, o los locales grupo financiero Invex y las casas de bolsa Finamex y Vector. Bank of America (BoFa), inclusive, ve la tasa de referencia en 9% al término de este año. Valmex coincide.

“Al señalar (Banxico) explícitamente que actuará con más contundencia para lograr el objetivo de inflación, abrió las puertas para ajustar la tasa de fondeo de manera más agresiva, lo que se traduciría, en nuestra opinión, en un incremento en la tasa de fondeo en 75 puntos base el próximo 23 de junio” señaló en una nota diaria distribuida a clientes y fechada este lunes Valmex, propiedad de Grupo Bal de la familia Bailleres, con empresas y organizaciones líderes en los sectores financiero, industrial, de salud, y educación, entre otros.

Este panorama significa un costo del dinero más alto en general, y en los empréstitos que otorgan las firmas financieras y del Sistema Bancario, en lo particular.

Los especialistas de la intermediaria bursátil sostienen que dado que el presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos (FED), Jerome Powell descartó ajustes de 75 pb en la tasa de fondos federales en EU, y que en todo caso habría un alza de 50 pb en los próximos dos anuncios del 15 de junio y del 27 de julio próximos, Banxico deberá seguir la pauta marcada por una mayor contundencia.

“…los miembros de la Junta de Gobierno del banco central ponen en riesgo su credibilidad en caso de que no actúen como lo expresaron en su comunicado, que sigan la trayectoria de la FED, sin justificación clara” expuso la intermediaria.

Un panorama en sentido opuesto, que la inflación y la tasa comiencen a ceder, deberá tener como condicionantes que los tres datos de inflación que se publiquen antes del anuncio de política monetaria “muestren una clara tendencia a la baja, sobre todo de la inflación subyacente, una vez que ésta no incluye los precios más volátiles”. Sin embargo, esto es muy difícil que ocurra.

“Nuestros modelos sí prevén un ligero descenso de la inflación en ese horizonte, pero nada que cambie el panorama”, sostiene Valmex; los otros elementos para que la tasa referencial del costo del dinero en México deje su tendencia alcista es que la FED, además de elevar en 50 pb la tasa en su próximo anuncio, “establezca una guía clara que otros ajustes de esta magnitud son menos probables”

De hecho, el mercado espera cuando menos dos alzas de 50 pb para los fondos federales de EU en lo que resta 2022.

Valmex asegura que la relación del tipo de cambio peso/dólar -que se ha caracterizado por la estabilidad de la moneda mexicana pese a la fortaleza del dólar- con la trayectoria de la tasa de fondeo apuntan a presiones adicionales en la divisa nacional, ante la aversión al riesgo.

“Se pueden delinear varios escenarios para la trayectoria de la tasa de fondeo, pero los que tienen cierto grado de probabilidad de ocurrencia concluyen este año entre 8.50 y 9.25 por ciento. Nuestro escenario base es 9 por ciento”, indica.

Presión alcista

Al desbalance de la oferta y demanda agregadas que detonó la Pandemia, se sumó el impacto de la guerra en Ucrania sobre los precios de energía y alimentos, dice el documento “Balance y proyecciones del primer semestre de 2022” del banco Bx+.

“Así, la inflación tardará más en ceder; ayudarán el efecto aritmético (alta base comparativa); la restricción monetaria, y la dilución de algunas obstrucciones en la oferta”, resalta; sus pronósticos de tasa de interés alcanzan un nivel de 8.50% sesgado al alza, mientras que la de 2023 alcanza el 8.75%.

El viernes anterior, el comité nacional de estudios económicos del IMEF dio a conocer que su pronóstico de inflación para 2022 presentó un nuevo aumento, desde 5.90% hasta 6.80%, esto es, de casi un punto porcentual. La expectativa de crecimiento de la tasa de interés, por tanto, se elevó de 8% a 8.5%, que coincide con la del consenso de mercado.

El mismo ejercicio indica que el crecimiento económico subirá 1.7% este año, desde la perspectiva anterior de 1.8%.

Artículo anteriorEl mundo del fitness desembarca en México
Artículo siguienteBayer Leverkusen llega a México; mañana enfrentará a Toluca

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí