Acero verde: la nueva tecnología metalúrgica a base de café e hidrógeno

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 25 segundos

Investigadores de la Universidad de Nueva Gales del Sur han publicado hallazgos que muestran que se pueden emplear desechos de café para fabricar acero verde, como una nueva forma de producción más sustentable.

La Universidad de Nueva Gales del Sur (UNSW) de Sidney, Australia, ha publicado tres trabajos de investigación que demuestran que los residuos de café y el hidrógeno pueden utilizarse en la fabricación de acero verde, lo que propone una solución frente a la emisión de carbono en la producción siderúrgica.

Según información publicada en el medio ReportAcero, productores de consumibles para minería como Molycop han demostrado a partir de pruebas industriales que la tecnología de inyección de polímeros de acero verde (PIT) puede sustituir la producción de acero por otras más sustentables al utilizar desechos como fuentes alternativas al coque y carbón.

Los residuos, como el plástico y los posos de café, se suman ahora a los neumáticos de desecho como fuentes alternativas de producción frente a las fuentes de carbono usadas para la fabricación de acero. El factor novedoso reside en que estas además pueden proporcionar el elemento hidrógeno, que mejora enormemente la eficiencia y la energía necesarias para el proceso de fabricación.

Esta innovación responde al movimiento liderado por Suecia y Australia que busca rápida eliminación del uso de carbón térmico en la producción de acero, industria que al día de hoy produce del 8 % del dióxido de carbono que se libera a la atmósfera.

“Los fabricantes de acero tienen que cumplir con las demandas de los requisitos de calidad”, dijo Veena Sahajwalla, directora de UNSW SMaRT y miembro de AIST.

“Si tiene una combinación de materiales, obtiene un mejor resultado porque puede ajustar y personalizar el acero verde y tomar los tipos de materiales que hacen el mejor trabajo”, dijo Sahajwalla. “Esto no es un desperdicio; es un recurso realmente útil. Va a ser un cambio interesante hacia la valoración de nuestros recursos de desecho y pensar en esas cadenas de suministro innovadoras donde el reciclaje y la fabricación pueden combinarse”.

Según Sahajwalla, una economía descarbonizada estará casi completamente electrificada, y la mayoría de los elementos críticos necesarios para el proceso, como el zinc, el manganeso y el cobalto, se desechan de forma rutinaria. “Pronto llegará un momento en que podremos fabricar no solo acero, sino todos los metales que necesitamos sin utilizar carbón”, aseguró la profesora.

Te puede interesar:  Frenará reforma eléctrica inversión y transición a energías más limpias: Moodys

Artículo anteriorTelevisa Univision lanza N+
Artículo siguienteNombran nuevo director general de ESSA

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí