Economía mexicana recuperaría parte de su ritmo en 2022; limita la falta de inversión: expertos

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 45 segundos

La buena marcha de la actividad económica de México en diciembre abrió una nueva perspectiva para 2022 en un momento donde la industria y los servicios, los dos sectores de más peso en el PIB, impulsan el ritmo.

De acuerdo con el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE), clave para entender la trayectoria del PIB, el crecimiento del País en el último mes de 2021 ubicó un progreso de +1.3% a tasa anual con cifras originales, las que no incorporan el efecto calendario y que son seguidas por el mercado, en línea con el consenso.

Sin embargo, la diferencia fueron los motores que dieron el aliento.

“Aunque los riesgos en el corto plazo están sesgados a la baja, creemos que la actividad ganará mayor dinamismo en la segunda mitad del año” estimó el banco Banorte en un informe sobre el tema.

El Sector Industrial exhibió en diciembre su mayor avance mensual en 15 meses, donde la manufactura, con un alza de +1.9%, se aceleró ante menos cuellos de botella en la producción y en industrias como equipos de transporte.

El Sector Servicios, a su vez, siguió disminuyendo el efecto negativo derivado de la nueva ley de subempleo, mientras que las bajas tasas de contagio apoyaron a los servicios de transporte, de alojamiento y preparación de alimentos.

Los analistas habían venido ajustando sus perspectivas de crecimiento a la baja, pero no sólo ellos. En su Outlook que actualizó en febrero de 2022, la OECD rebajó su pronóstico desde el +3.3% de diciembre hasta un +2.3 por ciento. El consenso del mercado dice que la economía mexicana no rebasaría una tasa de +2.1%.

Con el último resultado, las justificantes podrían empezar a cambiar para bien.

“Con cifras reales, el índice alcanzó un nivel de 109.2 puntos, lo que implica un avance de 0.80% mensual respecto a los 108.3 de noviembre.

“El dato fue ligeramente inferior al pronóstico central de +1.0% mensual que había reportado el IOAE, pero aun así sigue siendo una noticia positiva dado que anteriormente se pensaba que la economía podría haber permanecido estancada”, destacó a su vez el Grupo Financiero Monex.

El banco Bx+ recordó hoy que la expansión de la economía de EU, el principal socio comercial del País, y la dilución de algunos efectos negativos derivados de Ómicron son otros componentes positivos para este año, al tiempo que anunció que su proyección del PIB ahora es del 2.6% al término de 2022.

Condiciones que están limitando la entrada de nueva inversión y el repliegue de las vigentes, sin embargo, son vistas como el mayor dique para que el País crezca a mayores tasas.

El viernes, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) también dio a conocer que el PIB del cuarto trimestre de 2021 ajustado por estacionalidad tuvo un crecimiento nulo a tasa trimestral, contra un esperado negativo de -0.1%.

A pesar de la revisión al alza, las cifras del Instituto arrojan que la economía mexicana creció en +4.8% durante todo el año impulsado principalmente por la industria, que observó un progreso de +6.5%, mientras que el avance del Sector Servicios fue más moderado, de +4.1%.

En diciembre, las actividades industriales colocaron en -2.4% respecto a sus niveles pre Covid-19, en tanto que el Sector Servicios exhibe un rezago mayor, de -4.2%.

Artículo anteriorVolkswagen Vehículos Comerciales proyecta un incremento del 40% en ventas.
Artículo siguienteCancelan final de la Champions League en Rusia

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí