Industria siderúrgica mexicana apuesta por sustituir mayor número de importaciones en 2022 

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 35 segundos

Durante la última década, la industria siderúrgica en México ha puesto especial interés en incrementar la capacidad de producción y, por ende, en nuevas plantas para fabricar aceros especiales con el propósito de abastecer el mercado mexicano y así sustituir importaciones.

Según información publicada en Reportacero, se ha invertido cerca de $15,000 millones de dólares para poder abastecer el acero que demanda la industria y, de esta forma, promover una industria autosuficiente.  

Paralelamente, a finales del año pasado el Gobierno Federal anunció en el Diario Oficial de la Federación que a partir de junio de 2022 se restablecerán aranceles de aproximadamente 15% a la importación de diferentes tipos de acero, que irán desapareciendo gradualmente a finales de 2024, como una medida para apoyar a la industria local.  

David Gutiérrez, el nuevo presidente de Canacero, reconoció que la industria de acero en México ha recibido grandes impactos frente a las importaciones, ya que estas representan el 46% del consumo de acero en nuestro país. Menciona que el país realizó importaciones por 11.5 millones de toneladas en 2021, por lo que representa un gran espacio para crecer en tanto a la sustitución de importaciones.  

El principal proveedor de acero, con un 34% del total es importado desde Estados Unidos, pese a que Asia sigue pretendiendo aumentar el número de importaciones con prácticas desleales.  

Gutiérrez, destacó que México tiene una oportunidad histórica con el nuevo enfoque de NearShoring que se enmarca en el T-MEC, por su nivel de competitividad puede aumentar su presencia dentro de las cadenas de Norteamérica. 

También, el gobierno federal ha señalado que en un contexto económico internacional de recuperación por los estragos de la pandemia, la industria acerera local debe de asumir un periodo de ajuste que “le permita recurrir a los instrumentos jurídicos necesarios en contra de prácticas desleales de comercio” para poder establecer condiciones que promuevan la reactivación del sector. 

En el 2020 se presentó una caída del 10% de la producción de acero en México; mientras que el 2021 ceró con 28 millones de toneladas, 15.7% más a comparación del año anterior.

La capacidad de producción del país es de 29 millones de toneladas anuales, por lo que según estas cifras, la industria nacional opera a un 60% de su capacidad.  

A nivel mundial la Worldsteel señala que en 2021 vio una recuperación más fuerte de lo que se esperaba, las tasas de vacunación y las medidas de apoyo del gobierno ayudaron a la industria a poder cubrir con un mayor nivel de demanda.  

“Como consecuencia, pronosticamos recientemente que podríamos ver un aumento de la demanda en 2022 en un 2.2% a 1,896.4 millones de toneladas. Nuestro sector más grande que usa acero, la construcción, se mantuvo más resistente que la mayoría y esperamos que esto continúe”, concluyó Gutiérrez.  

Te puede interesar: Reduce BBVA estimados crecimiento México de 3.2% a 2.2% para 2022 

Artículo anteriorOxxo responde a señalamientos de CFE y asegura que pagar más por electricidad que los consumidores 
Artículo siguienteLlega nueva pickup a competir en el mercado mexicano 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí