Calderón dejará deuda de 5 billones de pesos

Tiempo de lectura aprox: 3 minutos

Cada uno de los mexicanos –incluyendo niños– debe más de 50 mil pesos, revelan cifras oficiales. La deuda acumulada del gobierno federal y asumida por la administración de Felipe Calderón Hinojosa es la más elevada de todo su sexenio: asciende a 5 billones 652 mil 468 millones 900 mil pesos. Significa casi el 40% más de lo que Vicente Fox dejó endeudado al país.

Si cada uno de los mexicanos tuviera que pagar en estos momentos la deuda adquirida por el gobierno federal, tendría que desembolsar 50 mil 317 pesos. De los cuales, 36 mil 228 pesos irían al reembolso de la deuda interna. Otros 14 mil 88 pesos al pasivo de la deuda externa.

Y es que Felipe Calderón Hinojosa cierra su sexenio con una deuda federal de 5 billones 652 mil 468 millones 900 mil pesos. Esta es la cifra más elevada en toda la administración del segundo presidente panista al frente del Ejecutivo.

El documento Informes Sobre la Situación Económica, las Finanzas Públicas y la Deuda Pública –elaborado por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP)– indica que la deuda interna es de 4 billones 59 mil 399 millones 300 mil pesos. En tanto, la externa asciende a 1 billón 542 mil 75 millones 400 mil pesos, al primer semestre de este año.

Ambas cantidades representan un incremento total del 37.66% respecto del primer año del sexenio, cuando los números rojos eran de 2 billones 355 mil 373 millones de pesos, según los informes oficiales.

Las operaciones registradas por la dependencia –encabezada por José Antonio Meade Kuribreña– revelan que la deuda acapara más del 30% del Producto Interno Bruto (PIB), lo que iría en contra de las recomendaciones emitidas por el Fondo Monetario Internacional.

Y es que el organismo financiero dirigido por la francesa Christine Lagarde ha promovido que las naciones con “economías emergentes”, como México, se mantengan en un rango de endeudamiento menor al 30% del PIB. En marzo pasado, la Auditoría Superior de la Federación (ASF) emitió un dictamen de salvedad a la SHCP por el rebase del PIB, además del alto pago de intereses.

Auditoría reprobada

Hasta el más reciente informe de la ASF se reportaba una deuda del gobierno federal por 3 billones 594 mil 942 millones 700 mil pesos. Aunado al pago de: Certificados de la Tesorería de la Federación, Instituto para la Protección al Ahorro Bancario (IPAB) y Banca de Desarrollo, entre otros, la deuda sobrepasaba el PIB, hasta en 40%. La suma de estos factores estaba por arriba de los 5.5 billones de pesos.

El desglose del Informe del Resultado de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2010  indica que la deuda del gobierno federal ascendía a 3 billones 594 mil 942 millones 700 mil pesos. A esta cifra, el máximo órgano de fiscalización del país sumó la deuda de los organismos de control presupuestario directo, 730 mil 66 millones 700 mil pesos y la de la banca de desarrollo, 120 mil 445 millones 400 mil pesos.

Además del contingente de la Comisión Federal de Electricidad de Pidiregas, por 316 mil 606 millones de pesos y, al pasivo del IPAB, 774 mil 589 millones 400 mil pesos. Todos los compromisos adquiridos en 2010 sumaban un total de 5 billones 536 mil 650 millones 200 mil pesos. El monto representa el 42.3% del PIB, muestra la Auditoría.

Deuda inagotable

El comparativo entre las cantidades reportadas por la ASF y la SHCP arroja que fue durante los primeros tres años en que se incrementó más la deuda del gobierno federal, encabezado por Felipe Calderón Hinojosa.

Al cierre de 2006, mientras Vicente Fox Quesada concluía su administración, la deuda registrada era de 2 billones 129 mil 91 millones 500 mil pesos. Misma que se incrementó en 9.4%, al pasar a 2 billones 355 mil 373 millones de pesos, en 2007.

Fue durante el segundo año de la administración calderonista que repuntó el porcentaje en los números rojos, hasta el 17.02%. Lo que implicó un monto de 2 billones 401 mil 328 millones 200 mil pesos. En tanto, al tercer año se llegó hasta los 2 billones 702 mil 779 millones 700 mil pesos; un aumento del 9.02%.

Otra de las observaciones que hizo la ASF a la Secretaría de Hacienda es que en el periodo de 2006 a 2010 el gobierno federal obtuvo un endeudamiento por 1 billón 513 mil 80 millones 600 mil pesos, de los cuales el 68% “se utilizó para pagar el servicio de la deuda”, equivalente a 1 billón 28 mil 764 millones 4 mil pesos.

Esto implica, dice el máximo órgano de fiscalización del país, “los recursos que se obtienen de la deuda, se aplican para el pago de los intereses y no para el pago de capital, lo que conlleva a que la deuda continúe aumentando”.

Comité ineficaz

Resultado de la fiscalización de la ASF a los procesos de contratación de créditos de la SHCP con los Organismos Financieros Internacionales y de las Cuentas Públicas de 2007, 2008 y 2009, el organismo que encabeza el auditor Juan Manuel Portal Martínez  observó que la Comisión Asesora de Financiamientos Externos del Sector Público (CAFESP) “no ha operado debido a que algunas de las instituciones que la deben integrar ya no existen (Banco Nacional de Crédito Rural, Sociedad Mexicana de Crédito Industrial, y Financiera Nacional Azucarera), y para 2010, se constató que la SHCP no ha regularizado esta situación, por lo que no se han evaluado las necesidades de financiamiento del sector público federal”.

Y es que no se confieren facultades a la Comisión, dice la ASF, para determinar condiciones financieras y mucho menos de autorizar la celebración de operaciones constitutivas de deuda pública externa. “Por lo anterior, es evidente que la existencia o ausencia de la CAFESP no es determinante para que la SHCP ejerza sus atribuciones en materia de contratación y manejo de la deuda pública”.

Artículo anteriorSe integra Solís Cámara a Grupo Hermes y Grupo Interacciones
Artículo siguienteTabasco, tierra de profecías y cacao

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí