Afores: Hacia una comisión única

Tiempo de lectura aprox: 3 minutos, 51 segundos

El sistema de pensiones requiere reformas legales que fortalezcan las aportaciones, en especial de los grupos vulnerables, así como para dar un mayor impulso a la cultura financiera de los trabajadores. En el Congreso preocupa la pérdida de derechos pensionarios.

Las administradoras de fondos para el retiro (Afores) tendrán una misma comisión en los próximos años, sin embargo, ello no será suficiente para mejorar de manera sustancial la formación de mejores pensiones sin incrementar la aportación a las cuentas de los trabajadores y sin una mayor participación de los beneficiarios en el sistema de pensiones, coincidieron legisladores y autoridades del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR).

Para avanzar en esa dirección, Pedro Ordorica, presidente de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar), planteó a la Comisión de Seguridad Social de la Cámara de Diputados incluir en la agenda de la discusión legislativa en primer término la necesidad de elevar las contribuciones obligatorias para las cuentas individuales, y en segundo, avanzar en el fomento de una cultura previsional que incluya la asignación de recursos etiquetados de manera diferente, ya que hasta ahora son consideradas como actividades publicitarias.

Para los legisladores, la unificación de las comisiones de las Afores en un plazo de cinco años aparece muy lejana, por lo que esperan acciones que incidan hacia la confluencia debido al impacto que tienen en los recursos de los trabajadores.

“En los últimos tres años, las comisiones de las Afores han caído de un promedio de 4.06% a 1.57%, lo que significa beneficios para 90% de las cuentas individuales y el ahorro es de 3 mil millones de pesos”, explicó Ordorica, quien anunció que en la próxima fase de autorización por parte de la junta de gobierno de la Consar para el año 2011, se espera una nueva baja.

“Tenemos que pactar que las comisiones de las Afores bajen de manera sustancial como máximo en tres años y lo modificamos a la ley; les podemos poner un tope, como sucede en otros países”, dijo el presidente de la comisión legislativa Uriel López. En el mismo sentido, la diputada María Elena Pérez de Tejada señaló que cinco años para unificar las comisiones es un poco largo, si además se toma en cuenta que se ha solicitado hacer esa modificación desde 1997.

Desequilibrios en las aportaciones

En cuanto a las aportaciones a las cuentas individuales, Ordorica explicó que la contribución tripartita básica es de 6.5% del salario para los asegurados del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), mientras que para los del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales para los Trabajadores del Estado (ISSSTE) es de 11.3%, aportaciones que no sólo están entre las más bajas del mundo, sino que son insuficientes para la formación de pensiones adecuadas y que afectan en mayor medida a grupos vulnerables como son los trabajadores de bajo ingreso y a las mujeres.

Dentro de ello es de gran relevancia la participación de los mismos trabajadores en la gestión de su cuenta individual. Por eso es necesario profundizar sobre la importancia que tiene la educación financiera, labor a la que la Consar dedica un presupuesto muy limitado, pero que además se encuentra dentro del rubro de publicidad, expuso el presidente de la dependencia.

“De ahí que uno de los retos del sistema de pensiones es ofrecer una mayor educación financiera cuyos objetivos sean incentivar la competencia en los mercados, elevar la competitividad de las empresas, contribuir en un mejor direccionamiento de los recursos en la economía con el fin de crear mayor bienestar”, aseguró Ordorica. Para ello, pidió a los legisladores fortalecer el mandato de la Consar en ese sentido.

Al respecto, la diputada Pérez de Tejada insistió en la importancia de que la Consar cuente con las capacidades para estar más cerca de los asegurados en cualquier parte del país y ayude a resolver un sinnúmero de trámites que siempre tienen efectos sobre los saldos para la pensión. “En la medida que comuniquemos más, el dinero de la gente estará mejor a su alcance”, dijo.

Calidad de la información

Como parte del fomento a la cultura financiera, Ordorica expuso lo que se ha avanzado en cuanto a la información que se entrega de manera obligatoria al trabajador por parte de cada una de las Afores, que es el estado de cuenta y que es cuatrimestral en cumplimiento de las reformas legales que aplican desde 2009, donde lo relevante no es la remisión en sí misma sino el contenido, ya que permite saber no sólo los resultados de su administradora, en cuanto a rendimientos y comisiones, sino que además informa del entorno integral de la competencia, ya que incluye un cuadro único con los rendimientos y el cobro de todas las Afores y Siefores del estrato correspondiente a la edad del trabajador.

“Por medio de los estados de cuenta, 90% de los trabajadores pueden identificar que  su cuenta individual es su principal patrimonio, ya que incluye las subcuentas de retiro y de vivienda”, informó Ordorica.

“En materia de rendimientos, las Siefores se encuentran como la opción más atractiva a la que tienen acceso la mayoría de los trabajadores, ya que aun tomando en cuenta el largo periodo de la crisis en los últimos tres años ofrecieron una renta nominal promedio de 8.38%, muy por encima de los pagarés bancarios, las sociedades de inversión, los depósitos en ventanilla, las cuentas de cheques y los depósitos de ahorro”, informó el presidente de la Consar.

Interés especial hubo en las utilidades de las Afores, mismas que “nunca han excedido 4 mil millones de pesos por año” para todas, de los 18 mil millones de pesos que tuvieron de ingreso; los rendimientos fueron de 104 mil millones de pesos, de ahí que significan menos de 4% de lo que generaron en favor de los trabajadores y 0.3% de los recursos que administran.

De ahí que Ordorica pidiera relacionar las dimensiones de los recursos que se administran en el sistema y de los beneficios que se obtienen del servicio que prestan. Aun así, agregó que “las utilidades cada vez representan menos de lo que obtienen los trabajadores”, por el efecto de la baja en comisiones en el que está inmerso el sistema.

Entre los principales proyectos sobre los que trabaja la Consar se encuentra la elaboración de un indicador de servicio, que medirá y permitirá comparar a las Afores, por las quejas que tienen, la oportunidad con la cual hacen los trámites que por ley tienen derecho los trabajadores y la información que proporcionan a sus afiliados. Además de eso la entidad promueve la creación de un registro de cuentas individuales que permita a los beneficiarios eliminar largos procesos para obtener los ahorros, así como riesgos colaterales dado que con mucha frecuencia se ven obligados a recurrir a intermediarios, lo cual hace muy oneroso recuperar los recursos.

Una preocupación central de los legisladores estuvo en la capacidad que tiene el sistema de otorgar pensiones a los trabajadores, sea por condiciones de permanencia en el mercado de trabajo o por la insuficiente identificación de sus recursos.

Artículo anteriorSapib: Inhibidas por falta de inversión
Artículo siguienteSistema financiero: El Norte acapara crédito rural

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí