El Indicador IMEF Manufacturero, un indicador adelantado que elabora el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), reportó en marzo una caída de 3 puntos respecto a febrero, situándose en las 45 unidades y distanciándose del Indicador de Pedidos Manufactureros (IPM) de marzo dado a conocer por el INEGI, que, con una caída mensual menor, de 1.88 puntos, ubicó un nivel de 47.8 unidades.

El indicador IMEF Manufacturero se mantuvo en una zona de contracción sobre los 50 puntos por onceavo mes consecutivo.

“Los resultados del Indicador (compuesto) IMEF de marzo anticipan una recesión de la economía mexicana inducida principalmente por una severa y rápida contracción del Sector no Manufacturero (Comercio y Servicios), asociada a las medidas implementadas para frenar la propagación del coronavirus”, puso de relieve el instituto en el informe “Recesión Pandémica”.

Explicó que el Indicador IMEF No Manufacturero reportó en marzo un desplome de -9.2 puntos, su máxima caída mensual, lo que lo llevó a tocar las 39.4 unidades desde el nivel de febrero en las 48.6 unidades, lo que lo llevó a tocar niveles mínimos en su serie histórica.

“El indicador no manufacturero sorprendió fuertemente a la baja, cayendo a un nuevo mínimo histórico…significativamente menor a nuestro pronóstico de 47.1 puntos”, destacó el banco Banorte en un análisis.

En particular, el indicador cayó a un nivel no observado desde abril 2017, agregó, y es el segundo más bajo desde principios de 2009, en medio de la crisis financiera global de hace una década.

La serie Tendencia-Ciclo del Indicador no Manufacturero generado por el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas cayó 1.9 unidades, para cerrar en las 42.8 unidades en marzo pasado, y permaneció en zona de contracción por once meses consecutivos. Por su parte, el Indicador Ajustado por tamaño de Empresa cayó 7.5 unidades para ubicarse en 42.0 unidades y permanecer en la zona de contracción por segundo mes consecutivo.

La serie llamada Tendencia-Ciclo del Indicador IMEF Manufacturero disminuyó 0.6 puntos para cerrar en 46.0 unidades y permanecer en una zona de contracción por diez meses consecutivos, mientras que el Indicador ajustado por Tamaño de Empresa disminuyó 2.6 puntos, para ubicarse en 47.1 unidades y permanecer en una zona de contracción por ocho meses seguidos.

Los componentes más golpeados en el Indicador IMEF Manufacturero fueron los de “Nuevas Órdenes”, que se hundieron 13.8 puntos en febrero, a 31.5 unidades, seguido del de “Producción”, que pasó de 48 a 34.7 puntos.

“En nuestra opinión, ambas caídas están relacionadas con las disrupciones en las cadenas de suministro, con varias compañías en Estados Unidos, México y otras regiones (que) suspendieron operaciones por el Covid-19” dijo por su parte Banorte.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here