Si bien montar un negocio online puede parecer sencillo, para alcanzar el éxito se requiere de mucho trabajo, planificación, herramientas de ventas y creatividad.

Actualmente cada vez más personas están confiando en el comercio electrónico. De acuerdo con los más recientes estudios, el e-commerce está creciendo aproximadamente un 27 por ciento cada año, mientras que en 2018 su valor fue de 396 mil millones de pesos, lo cual significó 20 por ciento más con respecto al año anterior.

Esto muestra un pronóstico positivo, pues las ventas online seguirán al alza, posicionándose como un gran canal para las nuevas empresas. Sin embargo, aunque montar un negocio en Internet puede parecer sencillo, lo cierto es que para alcanzar el éxito se requiere de mucho trabajo, planificación, herramientas de ventas y una visión creativa.

De acuerdo con Hubspot, la plataforma que ayuda a los negocios a crecer mejor, existen cuatro pasos que hay que tener muy presentes antes de iniciar cualquier proyecto de este tipo:

Define el giro

Vender por Internet no sólo se trata de abrir un sitio web y redes sociales. La recomendación es que, para consolidar un negocio, es importante primero definir cuál será el producto, de qué manera se distribuirá y a quiénes. Muchas veces, impulsados por las ganas de generar ingresos, los emprendedores pueden terminar vendiendo productos de diferentes ramos, pero sin una estrategia clara. Antes de que ocurra eso deben entender que es mejor especializarse en un solo giro desde el inicio, esto les dará mayores posibilidades de crecer.

Prepara la inversión inicial

Si bien una de las ventajas del comercio electrónico es su relativa facilidad para iniciar —contrario a montar una tienda física—, en la primera etapa la inversión se debe enfocar en primer lugar a entender o definir nuestro público meta ya que esa es la base de la estrategia, lo que nos ayudará a definir a que canales destinar la inversión en publicidad o en cuáles deberíamos mover nuestros contenidos, adicional a ello deberíamos pensar en encontrar a buenos proveedores, diseñar un sitio web adecuado, pues es lo más importante al ser la carta de presentación frente a los usuarios.

Establece canales de contacto y difusión

Es importante establecer los canales para darse a conocer, pues un servicio de consultoría no puede venderse igual que una tienda de ropa, ambos necesitan diferentes tipos de páginas y redes sociales. Por ejemplo, si el negocio se inclina más hacia la consultoría o la gestión de negocios, es más probable que el público meta se encuentre en LinkedIn, mientras que, si la empresa es de accesorios, quizá la audiencia esté en Instagram. Otras herramientas que se deben tomar en cuenta son los blogs para la interacción directa, el mailing y el SEO.

Implementa herramientas para automatizar las ventas

Que el control del negocio online sea manual puede traer algunas complicaciones con el paso del tiempo. Generalmente, los emprendedores quieren estar involucrados en todos los aspectos de su tienda en línea, pero existen soluciones que pueden ayudar a tener una mejor organización. Por ejemplo, existen soluciones de ventas que permiten saber quién está interesado en los productos y servicios; también se puede monitorear a los contactos, conocer qué tanto frecuentan el sitio o qué producto les gusta más. Además, cuentan con recordatorios, correos electrónicos personalizados o notificaciones instantáneas.

Ahora sí, con estos pasos a seguir se puede estar listo para comenzar y posicionar un negocio en Internet de mejor manera. Adicionalmente, hay kits de herramientas, disponibles en internet que los emprendedores pueden descargar para lograr sus objetivos de ventas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.