La Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) reconoce que la economía se ha fortalecido en línea con sus expectativas, sin embargo resolvió elevar la tasa de fondos federales de 2.25 por ciento a 2.50 por ciento.

La publicación de la minuta correspondiente a la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas e inglés) celebrada el 18 y 19 de diciembre, expone divergencias entre sus integrantes, aunque la decisión de política monetaria fue unánime.

En la conferencia de prensa, tras la reunión del FMOC, Jerome Powell, presidente de la Fed anunció que en este año no habría tres incrementos a la tasa como lo tenía previsto, sino sólo dos.

La reunión se celebró en un ambiente de insistentes reproches por parte del presidente Donald Trump por los aumentos realizados y los anunciados a la tasa de fondos federales.

Lo cierto es que el documento da muestras de dar marcha atrás a la intención de definir por anticipado movimientos y dirección, sino guiarse de manera primordial por las implicaciones de los nuevos datos de las variables económicas.

Evolución de la economía, en línea con las expectativas

En lo general, los participantes consideraron que la economía estaba evolucionando como se había anticipado, para efectos de la política monetaria.

Así, la actividad económica real creció a una tasa fuerte, las condiciones del mercado laboral continuaron fortaleciéndose y la inflación se acercó al objetivo del Comité.

Por ello, algunos participantes se inclinaron por no hacer ningún cambio, considerando que la ausencia de signos de una presión inflacionaria al alza le daba al Comité cierta libertad para esperar y ver cómo evolucionan los indicadores en medio del reciente aumento de la volatilidad de los mercados financieros.

A la vez, en general, los participantes estuvieron de acuerdo en que los riesgos para la perspectiva parecían aproximadamente equilibrados, aunque algunos señalaron que los riesgos a la baja podrían haber aumentado en los últimos tiempos.

Además, muchos participantes expresaron la opinión de que, especialmente en un entorno de presiones inflacionarias moderadas, el FMOC podría permitirse ser paciente con respecto a una mayor reafirmación de políticas.

Varios participantes señalaron que, antes de realizar cambios adicionales en la orientación de la política, era importante que el Comité evaluara factores como la forma en que podrían desarrollarse los riesgos que se habían hecho más pronunciados en los últimos meses y en qué medida afectarían la actividad económica. y los efectos de acciones pasadas para eliminar el ajuste de políticas, que probablemente todavía se estaban abriendo camino en la economía.

La tasa está cerca del rango neutral

Para los miembros del FOMC, con un aumento en el rango objetivo en la reunión de diciembre, la tasa de fondos federales estaría en o cerca del límite inferior del rango de estimaciones de la tasa de interés neutral a largo plazo.

Por ello expresaron que los acontecimientos recientes, incluida la volatilidad en los mercados financieros y el aumento de las preocupaciones sobre el crecimiento global hicieron que el alcance y el calendario apropiados de la reafirmación de políticas futuras fueran menos claros que antes.

Muchos de los participantes expresaron que, especialmente en un entorno de presiones inflacionarias moderadas, el Comité podría permitirse ser paciente con respecto a una mayor reafirmación de políticas.

Adicionalmente, varios miembros señalaron que, antes de realizar cambios adicionales en la orientación de la política, era importante que el Comité evaluara factores como la forma en que podrían desarrollarse los riesgos que se habían hecho más pronunciados en los últimos meses y en qué medida afectarían la actividad económica. y los efectos de acciones pasadas para eliminar el ajuste de políticas, que probablemente todavía se estaban abriendo camino en la economía.

Sobre la base de sus evaluaciones actuales, la mayoría de los participantes expresaron la opinión de que sería apropiado que el Comité aumente el rango objetivo para la tasa de fondos federales de 25 puntos básicos en esta reunión.

Logro de la unanimidad

El FOMC logró unanimidad al establecer que si la información nueva provocara reevaluaciones significativas de la perspectiva económica y los riesgos concomitantes, ya sea al alza o a la baja, su perspectiva de la política cambiaría.

No sólo eso, los miembros consideraron que los riesgos para el panorama económico estaban más o menos equilibrados, decidieron que los recientes acontecimientos justificaban enfatizar que el Comité “continuaría monitoreando los desarrollos económicos y financieros mundiales y evaluaría sus implicaciones para el panorama económico”.

De acuerdo con la minuta, los miembros consideraron que la información recibida desde la anterior reunión del FMOC en noviembre indicó que el mercado laboral había continuado fortaleciéndose y que la actividad económica había aumentado a un ritmo fuerte.

En promedio, las ganancias en el empleo han sido fuertes en los últimos meses y la tasa de desempleo se ha mantenido baja.

El gasto de los hogares siguió creciendo con fuerza, mientras que el crecimiento de la inversión empresarial fija se moderó de su ritmo acelerado a principios de año.

En una base de 12 meses, tanto la inflación general como la inflación para productos distintos de alimentos y energía se mantuvieron cerca de 2 por ciento.

Los indicadores de las expectativas de inflación a largo plazo se modificaron poco, en general.

Ajustes futuros serán apegados a los datos

Los miembros acordaron que el momento y el tamaño de los ajustes futuros en el rango objetivo para la tasa de fondos federales dependería de su evaluación de las condiciones económicas realizadas y esperadas en relación con los objetivos máximos de inflación y simetría de inflación de 2 por ciento del Comité Federal de Mercado Abierto.

Reiteraron que esta evaluación tomaría en cuenta una amplia gama de información, incluidas medidas de las condiciones del mercado laboral, indicadores de presiones inflacionarias y expectativas de inflación, y lecturas sobre desarrollos financieros e internacionales.

De manera más general, los miembros señalaron que las decisiones con respecto a los ajustes a corto plazo de la postura de la política monetaria seguirían siendo dependientes de la evolución de la perspectiva según lo informado por los datos nuevos.

Consideraciones de Invex

La mayoría de miembros consideran que los datos económicos sugieren un crecimiento aún firme, aunque sopesaron las señales del mercado financiero que indican un deterioro de las expectativas.

Esto llevó a algunos miembros a reducir ligeramente las expectativas para este año, aunque sin cambios sustanciales.

Cabe destacar que algunos miembros consideraron incluso no implementar cambios en las tasas de referencia debido a que la falta de presiones inflacionarias ampliaba el margen de maniobra para analizar con tiempo la evolución de algunos de los riesgos sobre el escenario.

Los miembros consideraron que sería necesario ejercer paciencia antes de aplicar cambios adicionales a las tasas, lo que sugiere la posibilidad de una pausa durante al menos el primer trimestre del año.

Los miembros reforzaron la guía de expectativas sobre la trayectoria de las tasas al subrayar que dependerá de los datos futuros y que la política monetaria no sigue un curso predeterminado.

Esto cobra importancia teniendo en cuenta que a partir de este año habrá una rueda de prensa tras cada reunión, lo que abre la puerta a que todas las reuniones del año son susceptibles a una modificación de las tasas en contraste a lo observado durante los últimos años donde se limitaron a modificar las tasas en las reuniones trimestrales con rueda de prensa y modificación de expectativas.

Escenario consistente con la normalización monetaria

Consideramos que el escenario actual es consistente con la posibilidad de continuar un proceso normalización monetaria hacia niveles de 3.0 por ciento, aunque un deterioro repentino del escenario ante el cúmulo de riesgos podría ameritar el fin del ciclo de alzas.

Consideraciones de Monex

Monex. Revista Fortuna

Durante la reunión de política monetaria efectuada el 18 y 19 de diciembre, los participantes comentaron que probablemente algunos incrementos graduales en la tasa objetivo serían consistentes con una expansión económica sostenida, así como con las sólidas condiciones del mercado laboral y con una inflación controlada en el mediano plazo.

De acuerdo a la minuta, con el incremento acordado la tasa objetivo se encuentra cerca de su nivel de neutralidad de largo plazo.

Sin embargo, en la minuta resalta el énfasis que se le dio a las circunstancias actuales, pues se establece que la volatilidad en los mercados financieros y las preocupaciones sobre el crecimiento global hacen que la magnitud y el timing de subsecuentes movimientos en la política monetaria sean mucho más complicados de determinar que antes.

Por ello, los participantes mencionaron que la postura del Comité deberá estar marcada por las implicaciones que datos futuros tengan sobre la actividad económica, siendo claros en que la dirección de la política monetaria podrá alterarse en función del tipo de riesgos que se materialicen.

En perspectiva, menos incrementos

Con ello, percibimos un tono menos hawkish que el mostrado en comunicados previos y la posibilidad de que el número de incrementos en 2019 sea menor a los 2 originalmente descontados.

En este contexto, el desenlace de las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China será de suma importancia por sus implicaciones para el crecimiento global, así como el desempeño mostrado por los indicadores de inflación y empleo en los próximos meses.

La siguiente decisión de política monetaria se tomará durante la reunión del 29 y 30 de enero, esperamos que la tasa se mantenga sin cambios en su rango actual de entre 2.25 por ciento y 2.30 por ciento.

Posterior a la publicación de las minutas, el índice del dólar se mantuvo estable alrededor de las 95.27 unidades.

Consideraciones de Ve por Más

Las minutas de la Fed en su última reunión, revelaron que miembros del Comité consideran que podrían ser pacientes respecto a un endurecimiento de la postura monetaria ante la ausencia de presiones inflacionarias.

Los principales índices accionarios americanos terminaron en terreno positivo tras conocer las minutas de la Fed, en donde se confirma el tono dovish de Powell ante la posibilidad de una desaceleración en el alza de tasas para 2019.

Mañana el presidente de la Fed, J. Powell, hablará ante el Club de Economistas de Washington y Otros miembros de la Fed también tendrán apariciones públicas.

Consideraciones de Citibanamex

Las minutas correspondientes a la decisión del 19 de diciembre muestran que a pesar de que la votación a favor de un alza fue unánime, algunos miembros del Comité de Mercado Abierto de la Fed (FOMC) favorecían el mantener sin cambio la tasa de referencia ante la turbulencia experimentada en los mercados hacia el fin del año.

Aún más, las minutas muestran disposición por parte de los miembros a retrasar alzas adicionales debido al espacio concedido por las más recientes lecturas de inflación y las preocupaciones sobre el crecimiento global.

Debido a esto, las proyecciones de incrementos para 2019 fueron reducidas de tres a dos (en línea con nuestro pronóstico).

En conclusión, las minutas hicieron énfasis en que las decisiones de política por parte de la Fed hacia adelante dependerán más de los datos, donde el crecimiento en EUA se mantiene por encima del potencial, pero la volatilidad financiera y las preocupaciones de crecimiento global generan riesgo a la baja.

Mientras tanto, la inflación se ha mantenido por debajo de la esperada, lo que concede espacio para que estos riesgos se resuelvan.

Nosotros consideramos que esto es consistente con nuestro pronóstico de dos alzas en 2019, aunque con más riesgos a la baja que al alza.

Consideraciones de Banorte

El FOMC mostró un tono más dovish en las minutas del que se observó en el comunicado.

En las minutas se explicó que unos cuantos participantes favorecieron que no hubiera un cambio en la tasa de referencia en dicha junta explicando que la ausencia de presiones inflacionarias daba espacio al Comité para esperar y ver como se desarrollaban los datos dado el reciente aumento en la volatilidad en los mercados financieros y la creciente incertidumbre sobre las perspectivas del crecimiento económico global.

Varios participantes expresaron que en un entorno sin presiones inflacionarias el Comité puede ser paciente.

Las minutas mostraron que algunos participantes explicaron que antes de hacer nuevos cambios a la postura de política monetaria era importante que el Comité evaluara el desarrollo de los riesgos que recientemente se han vuelto más pronunciados y en qué medida pueden afectar la actividad económica y los efectos de las medidas de política monetaria tomadas previamente para remover el estímulo, que todavía están teniendo un efecto sobre la economía.

Las futuras decisiones dependerán cada vez más de los datos.

Destacaron que la futura postura de política monetaria estará guiada de manera importante por las implicaciones de los futuros datos sobre las perspectivas económicas y resaltaron que la política monetaria no sigue un curso predeterminado.

Destacaron factores como la reciente restricción de las condiciones financieras y los riegos para las perspectivas globales y por el otro lado, la posibilidad de que las condiciones en el mercado laboral se sigan apretando y posibles riesgos para la estabilidad financiera dado un periodo prolongado de utilización de los recursos.

Y discutieron ideas para una comunicación efectiva al público en lo que se refiere a la dependencia del Comité en los datos.

Ajustes a la tasa IOER.

Los participantes apoyaron el plan de implementar otro ajuste técnico de la tasa IOER que la ubique 10pb por debajo de la parte superior del rango objetivo de la tasa de Fed Funds.

Se hicieron cambios en el lenguaje del comunicado.

En lo que se refiere al comunicado que acompañó la decisión del Fed, en la reunión acordaron modificar el lenguaje de algunos párrafos: cambiaron aquel en el que se explicaba que “el Comité espera que alzas graduales adicionales…” por “el Comité juzga que algunas alzas graduales adicionales…” y destacaron que la palabra juzga intenta explicar de mejor manera la dependencia de los datos en las decisiones del Comité, mientras que el haber incluido la palabra “algunas” pretende indicar que con la información con la que se cuente el Comité juzga que un número relativamente limitado de alzas adicionales será apropiado.

Debate sobre la reducción pasiva del balance.

Antes de la reunión sobre política monetaria se mantuvieron discusiones sobre el período de tiempo en el que el Fed debería seguir tomando una actitud pasiva en la reducción del balance o si se deben de tomar algunas medidas para reducir el ritmo de baja, ya que dicha reducción está empezando a tener un impacto desfavorable sobre las reservas de los bancos.

Cabe recordar que el Fed empezó a disminuir su balance a partir de octubre de 2017, pasando de 4.5 billones de dólares en su punto más alto alcanzado a finales de 2014, a 4.1 billones al cierre del año pasado.

Asimismo, es importante mencionar el FOMC se ha mostrado reacio a mantener una política activa de reducción del balance, que eventualmente se pudiera interpretar como un instrumento adicional de política monetaria, restando protagonismo a la tasa de los Fed funds.

En este contexto, los miembros del comité discutieron sobre las ventajas y desventajas de permitir que las reservas disminuyan a un nivel que podría poner una presión al alza a la tasa de referencia y que podría entrar en conflicto con su intención de reducir el balance al nivel en el que se permita la implementación efectiva de la política monetaria.

Las opciones para que la tasa que se paga sobre el exceso de reservas de los bancos (IOER) no se presione incluyen:

(1) Ajustes adicionales a los que ya sea han hecho a la IOER;

(2) la utilización de una ventanilla de descuento;

(3) reducir el ritmo al que caen las reservas, dejando vencer primero aquéllos instrumentos con implican menores niveles de reservas en el sistema y reteniendo los que tengan mayores niveles;

(4) modificación de los caps que actualmente existen sobre las tenencias de los diferentes tipos de bonos.

Expectativa

Mantenemos nuestra expectativa de que el FOMC incrementará el rango de los Fed funds en 25pts en la reunión de marzo, aunque consideramos que los riesgos de que esto no suceda se han incrementado.

Seguimos percibiendo cierta divergencia entre los miembros del Fed sobre el futuro de la política monetaria, sobre todo a medida que nos acercamos al nivel neutral de la tasa de referencia.

A lo anterior, se suma el shutdown que se ha extendido más de lo esperado, lo que tendrá un impacto económico mayor al estimado.

Asimismo, la cercanía del fin de la suspensión del techo de endeudamiento y las negociaciones que tendrá que haber en este tema en medio de un entorno donde se ha visto que es difícil lograr acuerdos podrían incrementar la volatilidad de los mercados financieros, sobre todo después del pronunciamiento de la agencia calificadora Fitch de que podría bajar la calificación de la deuda del país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.