Trastorno de personalidad narcisista

Es fácil identificar el patrón de conducta de una persona narcisista. Sin embargo, en México, considerada una sociedad extremadamente machista, el narcisismo suele aceptarse y hasta observarse como un comportamiento “normal” aunque se trate del inicio de una ola de agresiones en la pareja y en las familias. El narcisismo es una patología que debe atenderse.

La coach Meredieth Marie Miller asegura que el narcisista inicia la relación de vinculación idealizando a la persona con la que mantiene una relación, a quien, eventualmente, someterá a un abuso constante.

De acuerdo con la experta, después de la idealización que, generalmente, termina en una co dependencia,  el narcisista inicia el periodo de pequeñas críticas que buscan manipular las emociones y generar trampas y patrones de control. Se trata de un juego de poder y reivindicación.

El narcisista, dice Miller, necesita los “recursos energéticos” de otras personas para enganchar emociones y auto validarse. Es una especie de parásito que necesita la energía emocional. El narcisista depende de personas con las que mantiene una relación o con las que ha mantenido una relación. El esfuerzo, sin embargo, les cansa y prefiere a las ex parejas, a las actuales relaciones y sólo eventualmente inicia nuevas vinculaciones emocionales.

Por lo general, los narcisistas que abusan de otras personas generalmente exhiben un cansancio crónico, no sólo por prácticas de infidelidad sino porque seguramente están desarrollando otras actividades paralelas que involucren a nuevas personas para iniciar un nuevo proceso o patrón de idealización. En realidad, sin embargo, cultivarán – como diría Sigmund Freud – el amor así mismos sobre cualquier actividad.

La idealización, la devaluación y el descarte, son las fases del círculo que buscan completar las personas narcisistas, quienes carecen de total empatía por los sentimientos de otras personas.

Clínicamente, el trastorno de personalidad narcisista es más frecuente en los hombres. La causa no se conoce con exactitud, pero puede implicar una combinación de factores genéticos y ambientales.

Los síntomas incluyen una necesidad excesiva de recibir admiración, indiferencia con respecto a los sentimientos de los otros, intolerancia a la crítica y sentimiento de que los demás le deben algo.

El trastorno debe ser diagnosticado por un profesional. El tratamiento consiste en la terapia conversacional y hasta medicamentos.

 

Más información en

http://innerintegration.mykajabi.com/p/work-with-me

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.