A pesar de las resistencias, la producción y el uso de energía eólica en México ha crecido en los últimos siete años al pasar de tres megawatts instalados en 2005 a un potencial de 1,300 megawatts en 2012 y se prevé que el próximo año supere los 2,000 megawatts.

El viento es el combustible y sopla a favor en nuestro territorio como un recurso inagotable, el beneficio de este recurso natural es la generación de energía eléctrica con menor costo y afectación ambiental, afirman especialistas.

 

Energia eólica1

 

Durante el Foro Internacional “Dr. Jorge Carpizo” sobre Energía y Renovación de Políticas Públicas para el Desarrollo Sustentable, la Eficiencia y la Transición Energética, organizado por la UNAM, varios expertos opinaron sobre este recurso renovable.

Marco Antonio Borja Díaz, del Instituto de Investigaciones Eléctricas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), señala que -a pesar de las resistencias en México a la captación y al empleo de esta fuente de energía- se ha incrementado su potencial.

“Este año se agregaron alrededor de 500 megawatts y la meta es que para el 2029 se alcancen los 20 mil. El progreso es positivo con alrededor de 800 aerogeneradores instalados, y con el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, como capital eólica del país, y uno de los mejores sitios para este cometido en el mundo”, indica.

Oliver Probst Oleszewski, profesor de física del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM), considera que la incertidumbre legal es un reto importante para la implementación de esta energía.

“Existen riesgos para los generadores que deben resolverse: la incertidumbre tarifaria, la tenencia de la tierra y la inseguridad para su operación, además de la necesidad de negociar con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) la interconexión a su red eléctrica, pues el sector se considera un productor independiente”, señala.

Pablo Gottfried, de la Asociación Mexicana de Energía Eólica, estima que al alcanzarse los 20.3 Gigawatts producidos esta energía será económicamente competitiva frente a las tecnologías convencionales, por lo que sugiere que la CFE amplíe la integración de esa fuente y determine qué rol jugarán los pequeños productores. “Pueden generarse hasta 45 mil empleos directos”.

Para Alberto Roque Eduardo Pedace, de la Universidad de Buenos Aires, la energía eólica es eficiente, limpia y madura, poseedora de una fuerte complementariedad con la solar. “México cuenta con un gran vigor, hay que aprovecharlo, aun si la potencia latinoamericana es Brasil, y a nivel mundial el Reino Unido, que ostenta la mitad de la producción total”.

Producción de energía eólica

La capacidad instalada de energía eólica en México en 2012 llegará a los 1,300 megawatts, más del doble de los 569 megawatts obtenidos en 2011, de acuerdo con Leopoldo Rodríguez Olivé, presidente de la Asociación Mexicana de Energía Eólica (Amdee).

Energía eólica AMDEE-Pte

 

Debido al avance en la instalación de otros 1,000 mw,  para 2013 el país contará con más de 2,000 megawatts de energía eólica, agrega en entrevista con Fortuna.

Según Rodríguez Olivé, las empresas que optan por la energía eólica logran ahorros entre 5 y 15 por ciento respecto a la energía eléctrica convencional.

México cuenta con los mejores recursos eólicos del mundo, como el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, pero la velocidad del viento también es alta en áreas de los estados del norte del país como Baja California y Tamaulipas, afirma.

Para el presidente de la AMDEE, se necesitan cambios regulatorios para incentivar la producción de energías renovables en beneficio de la industria y del país.

El país ocupa el lugar número 24 en el mundo en capacidad de energía eólica y con la incorporación de más de 10 gigawatts de capacidad en ocho años sumaría 13 millones al Producto Interno Bruto (PIB), generaría 45,000 empleos y reduciría la emisión de 23 millones de toneladas de CO2.

Actualmente grandes corporativos como Cemex, Bimbo, Peñoles producen su propia energía.

Proméxico afirma que el potencial eólico del país se estima en 71,000 megawatts, lo que equivaldría a cubrir más de 3 veces la demanda de energía eléctrica del sector residencial en 2010.

Algunas de las empresas que se encuentran en México para el desarrollo de proyectos y proveeduría de equipo para la generación de energía renovable son: Acciona, Iberdrola, Gamesa, Vestas, EDF Electricite de France, Cannon Power Group, Abengoa, Potencia Industrial, Sanyo, Kyocera y Vientek, entre otras.

La meta del gobierno federal es alcanzar una capacidad instalada de tecnologías limpias de 35 por ciento para el año 2024.

Se estima que para 2025 se incrementen 18,716 megawatts a la ya existente capacidad instalada para la generación de electricidad a partir de energías renovables, liderada por una mayor participación del sector eólico (60.3 por ciento) e hidráulico (24.3 por ciento).

Según la AMDEE, las Conferencias de las Partes (COPs o Conferences of the Parties, por sus siglas en inglés) que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) organiza cada año, han concluido que la utilización de combustibles fósiles (carbón, petróleo y gas) está provocando un cambio climático dramático y de forma acelerada.

Indica que el calentamiento global está ya exponiendo a millones de habitantes a los riesgos de hambre, sequía, inundaciones, huracanes, epidemias como la malaria y producirá pérdidas irreversibles de especies.

Las formas de energía limpias y renovables, como la energía eólica, son esenciales si se quiere detener el cambio climático y las amenazas a la salud, y que benefician un equilibrio para el desarrollo sustentable del medio ambiente durante los próximos años.

 

Beneficios de la energía eólica

Es limpia. El poder del viento no produce desechos peligrosos, ni contribuye al calentamiento global.

Es abundante y confiable. México cuenta con uno de los recursos eólicos más importantes a nivel mundial en tierra: el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, que podría suministrar 7 por ciento de las necesidades de energía eléctrica a nivel nacional.

Es económica . Dado los actuales costos elevados del gas y del petróleo, será más económica la generación de electricidad mediante el poder del viento.

Funciona. Dinamarca y España ya obtienen arriba del 20 por ciento de su electricidad mediante el poder del viento.

Crea empleos . La industria eólica podría traer miles de nuevos trabajos a México.

De bajo impacto. A diferencia de otras tecnologías, los parques eólicos no son instalaciones que tengan un alto impacto en su entorno.

Es segura. La tecnología para aprovechar el viento se ha vuelto más confiable y segura y permite tener más certitud sobre la energía que se generará en el futuro hasta con 7 días de anticipación.

Es popular. La energía del viento es una de las tecnologías de energía más populares y ampliamente aceptada a nivel mundial. Según encuestas, más de ocho de cada diez personas están a favor de la energía del viento, y menos de uno de cada diez (alrededor de 5 por ciento) está contra él.

Fuente: Asociación Mexicana de Energía Eólica (Amdee).

 

La energía eólica

Se considera que la energía eólica es una forma indirecta de energía solar. Entre el 1 y 2 por ciento de la energía proveniente del sol se convierte en viento, debido al movimiento del aire ocasionado por el desigual calentamiento de la superficie terrestre. La energía cinética del viento puede transformarse en energía útil, tanto mecánica como eléctrica.

La energía eólica, transformada en energía mecánica ha sido históricamente aprovechada, pero su uso para la generación de energía eléctrica es más reciente, existiendo aplicaciones de mayor escala desde mediados de la década de los 70 en respuesta a la crisis del petróleo y a los impactos ambientales derivados del uso de combustibles fósiles.

Fuente: Asociación Mexicana de Energía Eólica (Amdee).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here