Fitch mantiene en vigilancia negativa a Unifin por riesgo continuo refinanciamientos

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 47 segundos

La calificadora internacional Fitch Ratings informó el miércoles que mantiene el estatus de la Sofom mexicana Unifin Financiera en vigilancia negativa (RWN, por sus siglas en inglés), ante el riesgo continuo de sus operaciones de refinanciamiento asociadas al vencimiento de un bono por 200 millones de dólares (mdd), originalmente programado para el próximo 12 de agosto.

“El mantenimiento del RWN refleja el riesgo continuo de refinanciamiento asociado con el vencimiento del bono de USD200 millones de Unifin con vencimiento el 12 de agosto de 2022, particularmente debido a que la posición de liquidez de la compañía se deterioró modestamente en el 1T22 (primer trimestre del año)”, apuntó, en un informe fechado el 10 de mayo y distribuido hoy.

La Sociedad Financiera de Objeto Múltiple (Sofom) ha indicado que ha llegado a un acuerdo preliminar con el tenedor de estos bonos a fin de extender el vencimiento del instrumento hasta mayo del 2024, lo que le proporcionaría una flexibilidad financiera adicional, refirió la agencia de riesgos crediticios, una de las tres calificadoras de mayor peso a nivel mundial.

“La prórroga aún no se ha ejecutado formalmente y, por lo tanto, Fitch aún no puede confiar en ella”, advirtió la agencia ante la proximidad del pago.

La deuda de Unifin de largo plazo en moneda local y extranjera (IDR, por sus siglas en inglés) mantuvo el estatus “BB-“ de Fitch, lo que incluye la deuda senior quirografaria.

La calificadora internacional alertó que si no se ejecuta la extensión del vencimiento de los bonos en las próximas semanas de manera consistente con los términos anunciados, “resultaría en una rebaja de calificación, que podría no estar limitada a un solo escalón o categoría de calificación en tal escenario”.

Riesgos

Las calificaciones de Unifin reflejan principalmente su perfil de cobertura, liquidez y fondeo más débil que en el primer trimestre de 2021 y del trimestre precedente.

Para la calificadora, esto significa desafiar aún más por el acceso a los mercados internacionales, ya reducidos por la volatilidad y la incertidumbre, a lo que se le añade “la menor confianza de los inversionistas en las instituciones financieras no bancarias mexicanas” asevera Fitch.

La agencia rebajó en fechas recientes la “calificación del factor” a ‘b+’ con Perspectiva Negativa para Fitch, desde un estatus de ‘bb-‘. Los vencimientos de deuda de Unifin entre abril de 2022 y marzo de 2023 representan el 28.2% de su fondeo total.

“Las calificaciones están más restringidas aún por un entorno operativo desafiante, calidad de activos presionada y ganancias bajas. Las calificaciones continúan respaldadas por la sólida posición de mercado local de la compañía en la industria mexicana de arrendamiento y el apalancamiento adecuado”, contrastó Fitch, al apuntar los blanco-oscuros de la Sofom.

Si Unifin lograra hacer efectiva la extensión, reduciría los próximos vencimientos de la compañía a 900 millones de dólares (mdd), de los cuales el 52% estaría compuesto por líneas revolventes que la compañía ha renovado o espera renovar en un futuro cercano.

A marzo de 2022, y en la interpretación proforma para la posible extensión del vencimiento del bono, el efectivo disponible más las alternativas de fondeo pendientes cubrirían los vencimientos restantes en 1.1 veces, lo que es favorable, de acuerdo con los números y proyecciones de Fitch.

Artículo anteriorBistro Lumiére, una obra de arte con sabor a Francia
Artículo siguienteMexicanos acaparan editorial Prisa; Carso con 4.3%; dueño Multimedios, hoy con 3%: El Economista España

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí