Pese al incidente del sábado, “no hay problemas en el espacio aéreo”, asegura AMLO

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 52 segundos

A pesar de que el sábado casi colisionan dos aviones en el AICM y de las recientes denuncias de pilotos y controladores aéreos, el presidente dice que, lo que hay, son “resistencias” a trasladar vuelos al AIFA.

Luego de las recientes alertas de asociaciones de pilotos, controladores de vuelos y de que la noche del sábado casi colisionan dos aviones de la compañía Volaris en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que no existen problemas en el espacio aéreo de la Ciudad de México sino “resistencias” a trasladar operaciones al Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA).

En las últimas semanas, los problemas por el rediseño del espacio aéreo de la capital han estado en el centro del debate.

En primer término, las asociaciones de pilotos han señalado que, por la convivencia entre el AICM y el AIFA, no solo hay retrasos sino que muchos aviones aterrizan casi sin combustible porque deben dar vueltas en el aire esperando una posición para aterrizar lo que, eventualmente, podría provocar algún incidente.

Añaden que los controladores de tráfico aéreo de la capital no dominan los términos de la Organización de la Aviación Civil Internacional (OACI), lo que da pie a confusiones con el personal de las aerolíneas.

Todavía este fin de semana, en redes sociales circuló ampliamente un video en el que una avión de Volaris estuvo a punto de colisionar con otra nave de la misma empresa, ya que se le asignó una pista que estaba ocupada, lo que pudo terminar en una catástrofe, de no ser por la pericia del piloto.

Cabe señalar que los problemas comenzaron luego de que, el año pasado, se modificó el espacio aéreo a fin de que pudieran operar de manera simultánea el AICM y el AIFA. La reconfiguración estuvo a cargo del entonces director de Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano (Seneam), Víctor Hernández Sandoval, quien renunció este domingo luego del incidente con Volaris.

El tema estuvo a punto de no llegar a la conferencia de prensa matutina ya que el presidente dedicó la mayor parte del tiempo a los acuerdos con el gobierno de Cuba, tras su gira de este fin de semana.

Sin embargo, ya al final de la misma, aseguró que no existen problemas en el espacio aéreo mexicano, sino “resistencias” a trasladar operaciones al AIFA, uno de los proyectos emblemáticos de su gobierno.

“No existen (problemas en el residen del espacio aéreo). Lo que hay son resistencias, muy alentadas por el conservadurismo. Es que todo cuestionan, aunque caigan en el ridículo”, insistió.

“¿Qué tiene que ver el nuevo aeropuerto?”, cuestionó. “Es un afán de que nos vaya mal y todo lo vamos a ir resolviendo”.

Aunque la nueva terminal solo siente siete vuelos, el presidente dijo que las compañías fueron a Palacio Nacional a ofrecer más operaciones desde el AIFA. Incluso señaló que Aeroméxico terminaría el año con 36 vuelos, aunque actualmente solo tiene tres. “Y lo mismo va a hacer Volaris y Viva Aerobús”.

Adelantó que este lunes habrá una reunión de la Secretaría de Gobernación para atender el tema del espacio aéreo. “No hay ningún propósito para afectar a las líneas, todo lo estamos haciendo a partir de acuerdos”, concluyó.

Por Raúl Castro-Lebrija

Artículo anteriorMercados con apertura negativa por percepción recesión en EU: Vector
Artículo siguienteTelcel anuncia que no aumentará sus precios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí