Reduce FMI estimado PIB México a 6.2% en 2021 y 4% 2022 en medio de aumento de la incertidumbre

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 46 segundos

El Fondo Monetario Internacional (FMI) advirtió el martes en la actualización de sus “Perspectivas de la Economía Mundial” correspondiente a octubre de 2021 que mientras la recuperación mundial prosigue su marcha, el impulso inicial que la condujo se ha debilitado, aumentando, en consecuencia, la incertidumbre.

El organismo internacional apuntó que en medio de estas condiciones el nuevo pronóstico se contrae para las economías avanzadas, principalmente, donde el crecimiento del PIB de la primera economía mundial, Estados Unidos, cae de 7% de su estimado de julio a 6% en la actualización de octubre. La misma suerte corren los demás países dentro de la categoría.

La perspectiva económica para México, a su vez, se reduce de 6.3% a 6.2% para 2021 y de 4.2% a 4.0% para 2022.

El mundo exhibe que el número de decesos a nivel global resultado de la Pandemia desatada por el coronavirus Covid-19 ha aumentado a 5 millones, en tanto que los riesgos para la salud se han extendido, impidiendo el regreso completo a la normalidad, con interrupciones sensibles en las cadenas de suministro, lo que propulsa aún más la inflación.

En general, los riesgos para las perspectivas económicas han aumentado, y las compensaciones políticas se han vuelto más complejas” advirtió.

La perspectiva global de crecimiento pasó de 6% de julio a 5.9% en el update de octubre. Sin embargo, esta modesta revisión del PIB global “enmascara grandes degradaciones para algunos países”.

La peligrosa divergencia en las perspectivas económicas en todos los países sigue siendo una gran preocupación”, expone.

Si bien el grupo de economías avanzadas (EU, Alemania, Francia, Inglaterra, Italia, Japón, Canadá, y zona Euro, entre otras) puede recuperar su trayectoria en niveles pre pandémicos en 2022, no será igual para los países en desarrollo y los países emergentes, México incluido.

Se espera que (este) grupo económico (excluida China) permanezca en un 5.5 por ciento por debajo del pronóstico pre pandémico

en 2024, lo que resultará en un mayor revés para las mejoras en su nivel de vida, advierte el organismo multilateral.

Las economías avanzadas, en contraste, alcanzarían un progreso de +0.9% por encima de los niveles pre pandémicos en 2024.

El costo de lo barato

El FMI alerta que las diferencias de los apoyos fiscales entre las diversas naciones también reflejan las velocidades que exhibe la recuperación económica.

De esta forma mientras que el apoyo fiscal continúa de forma considerable en las economías avanzadas, un gran número de economías de mercados emergentes están reduciendo el apoyo desde este año, en la medida que el espacio de las políticas públicas se reduce con la duración de la Pandemia.

Para el FMI, el apoyo de las políticas públicas al proceso de recuperación ha ayudado a crear condiciones para un traspaso a la demanda privada, en beneficio del crecimiento.

Donde se implementaron amplias medidas fiscales, se ha brindado seguros a los hogares y las empresas, lo que ha permitido a muchas (familias e individuos) reponer o acumular sus ahorros y crear las condiciones para que la demanda privada impulse la recuperación, particularmente en 2022, cuando se proyecta que el grupo de economías avanzadas cambie su política fiscal hacia un tono más restrictivo”, expone.

Expertos han resaltado desde inicios del 2021 el escaso apoyo fiscal que ha recibido México para apuntalar su economía, con apenas el 1.2% de su PIB, en contraste con Brasil, Perú o Bolivia, con 6.5% del PIB, y 9.2% y 10.6%, en cada caso. Países como Italia y Reino Unido han canalizado recursos equivalentes al 33% y al 17% de su PIB en este objetivo.

En la parte de Política Monetaria también hay diferencias.

Se supone que los principales bancos centrales de las economías avanzadas mantendrán las tasas de interés oficiales sin cambios hasta fines de 2022, dice el Fondo, aunque acepta que los planes de compras de activos se reduzcan antes de esa fecha, lo que ya está en marcha en Australia y Canadá, por ejemplo.

Mientras tanto, algunos bancos centrales de mercados emergentes, incluidos Brasil, Chile, México y Rusia, han cambiado a una postura (monetaria) menos acomodaticia durante 2021, y se espera un ajuste en más países durante los próximos trimestres”, resalta.

Austeridad

Los anexos del informe actualizado de las “Perspectivas de la Economía Mundial” de octubre indican que el crecimiento del PIB per cápita en México ha sido de 0.8% entre el 2003 y el 2012 y fue entre 2014 y 2015 donde más ha crecido en el periodo, con tasas de 1.6% y 2.1%, respectivamente.

A partir del 2016 los avances fueron más modestos, con 1.5%; en 2017 con 1% y en 2018 con 1.1 por ciento mientras que en 2019 ya marcaba negativo, en -1.2%. En el año de la peor crisis sanitaria y económica en décadas, el PIB per cápita de los mexicanos mostró un declive de 9.2% y se espera que en 2021 revierta el número, a +5.3 por ciento.

En 2022 este indicador mostrará un avance de 3.1 por ciento.

La tasa de desempleo en México se ubicará en 4.1% para 2021 y en 3.7% en 2022, mientras que la inflación subirá 5.4% en 2021 y en 3.8% para el próximo año, según las perspectivas del FMI.

Artículo anteriorHasta 20 mil millones de pesos adicionales en recaudacion con nuevo IEPS
Artículo siguienteSostienen principales aeropuertos del país cifras al alza en septiembre

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí