Propone SHCP Régimen Simplificado de Confianza. Recaudación llegaría a 3.94 billones.

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 29 segundos

La Secretaría de Hacienda propuso la creación del Régimen Simplificado de Confianza para personas físicas con actividad empresarial, profesionistas, arrendatarios y los
que se dedican al sector primario, y que reciben ingresos de hasta 3.5 millones de pesos anuales.

Aunadas a las medidas implementadas a partir de 2019 con la finalidad de reforzar el marco legal tributario, se  espera que las modificaciones que se proponen lleven la recaudación tributaria en 2022 a un máximo histórico de 3.94 billones de pesos, lo cual implica un aumento de 6.4% real comparado con el estimado de cierre en
202.

Este régimen simplificado, según la dependencia, establece cuotas fijas basadas en los ingresos y elimina la necesidad de realizar cinco trámites y llevar registros de contabilidad con terceros para cumplir con las obligaciones en materia de ISR, al pasar a un cálculo
automatizado con información pre-cargada.

Para las personas morales constituidas por personas físicas y con ingresos de hasta 35 millones de pesos al año se les permitirá tributar con base en los ingresos efectivamente recibidos, en lugar de los devengados, para darles mayor liquidez. Asimismo, se les otorgará el beneficio de una depreciación más acelerada que la del régimen general, a fin de fomentar la inversión, la creación de empleo y una recuperación económica más
rápida en 2022.

Así, se propone continuar el combate a esquemas de elusión y evasión fiscal, con medidas
adoptadas y en proceso, dentro del marco del Proyecto para combatir la Erosión de la Base Gravable y el Traslado de Beneficios (BEPS, por sus siglas en inglés).

En 2022, precisó la dependencia, se trabajará en los ajustes que requiere el marco
tributario para gravar efectivamente las actividades económicas que se benefician de la digitalización de la economía, destacando los acuerdos internacionales alcanzados este año en materia del establecimiento de un impuesto global mínimo para las empresas multinacionales, así como de la reasignación de beneficios de los grandes grupos internacionales entre las jurisdicciones de mercado.

En relación a las 15 acciones que componen el programa de BEPS destacan:

i) La implementación de un límite en la deducción de intereses de hasta 30% del EBITDA del contribuyente

ii) La prohibición de deducción de  pagos realizados a partes relacionadas cuando los ingresos estén sujetos a regímenes fiscales preferentes (REFIPRES), así como de la deducción de pagos que también sean deducibles para una parte relacionada
residente en México o en el extranjero; iii) la obligación de reportar ante el SAT los esquemas a través de los cuales obtienen algún beneficio fiscal en México por parte de contribuyentes y asesores fiscales, tal y como se establece en el Código Fiscal de la Federación.

 

Artículo anteriorSeparar intereses privados del gobierno consolida cambio en finanzas públicas: Ramírez de la O
Artículo siguienteBajarían en -13.2% requerimientos Sector Público en 2022: Criterios Política Económica SHCP

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí