Sugieren hacer revisiones de estructuras de acero de edificios antiguos

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 47 segundos

 México requiere una nueva Norma Oficial Mexicana, NOM, que regule la calidad del acero utilizado en la construcción para garantizar la seguridad en las construcciones, la misma Norma fomentaría el desarrollo de la industria del acero, consideró Héctor Soto Rodríguez, director del Centro Regional de Desarrollo en Ingeniería Civil, ubicado en Morelia.

Lo anterior en referencia al “PROY-NOM-000-SE-2020”, que actualmente se analiza en la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria, CONAMER.

Adicionalmente, dijo Soto Rodríguez, aunque en Monterrey no hay una historia sísmica, se deben hacer revisiones periódicas cada tres a cinco años, especialmente en el caso de edificios antiguos, como el Condominio Acero.

Lo anterior, explicó, porque la resistencia se va perdiendo y degradando.

Es también importante, añadió, en el caso de que el edificio a revisar esté ocupado, preguntar a la gente si percibe algún movimiento cuando hay vientos fuertes, pues son los que pueden afectar la estructura, y ver cómo se ha comportado la estructura de acuerdo con la sensación de las personas que están ocupando el edificio.

Añadió que Protección Civil tiene un área de ingeniería y las personas que habitan algún edificio pueden llenar una solicitud y un especialista en estructuras puede hacer la revisión.

También, dijo que el Colegio de Ingenieros Civiles de Nuevo León tiene una base de datos de los ingenieros especialistas en estructuras y puede contactarse a aquellos que tengan más experiencia en la evaluación de estructuras de todo tipo.

Señaló que la construcción es diferente en cada entidad y mientras en Monterrey, al diseñar edificios se consideran de manera especial los fuertes vientos, en la Ciudad de México es crítico prevenir los movimientos sísmicos, características que depende de cada sitio.

Destacó que al momento en la mayor parte de los estados del país no se cuenta con normas para diseñar estructuras de acero en la construcción, por lo que en su defecto se utilizan las de la Ciudad de México, pero aún esto se debe de hacer con cierto criterio, pues dichas normas están preparadas para condiciones totalmente diferentes a las de otras ciudades.

En Monterrey, recordó, se han dado algunos colapsos de estructuras y fallas en algunas vialidades.

Es por ello, que tanto las obras como los proyectos se tienen que supervisar y vigilar, y añadió que las normas sirven justamente para tener un punto de referencia que permita garantizar la calidad de los materiales y la seguridad de las edificaciones.

“Por otro lado, si no hay vigilancia por parte de las autoridades, de nada sirve que se tengan estas normas, las cuales son una base fundamental tanto para materiales como para los procesos de construcción y el diseño”, aseveró el experto en materiales.

Soto Rodríguez, señaló que en materia de normatividad aún hay camino que recorrer, y ejemplificó argumentando que, en edificios de acero, el mejor acero que se puede utilizar es el denominado 992 de la ASTM, la Sociedad de Pruebas y Ensayos de Materiales de Estados Unidos, que desgraciadamente no se produce en México.

“Esto obliga a que haya en México una NOM para acero para construcción”, concluyó.

ReportAcero

También te puede interesar: Aprovecha Grupo Industrial Saltillo ventajas del T-MEC; invertirá 30 mdd

Artículo anteriorAprovecha Grupo Industrial Saltillo ventajas del T-MEC; invertirá 30 mdd
Artículo siguienteInstituto Brasileño del Acero prevé un crecimiento en el consumo del 24.1% en 2021

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí