Se deja legado positivo en finanzas públicas: Meade

Tiempo de lectura aprox: 3 minutos, 43 segundos

El secretario de Hacienda, José Antonio Meade, dijo que esta administración está obligada a trabajar con el equipo de transición del próximo gobierno para coadyuvar con ellos en la elaboración del paquete económico.

Sin embargo consideró muy temprano para saber y, por lo tanto, para evaluar la forma concreta en que se definirá el presupuesto con las propuestas específicas que se hicieron en campaña, como el seguro universal.

Meade respondió a pregunta expresa sobre el seguro universal que propuso Enrique Peña Nieto, el virtual presidente electo de México, durante la conferencia de prensa que ofreció junto con Rosalinda Vélez, secretaria del Trabajo, y Daniel Karam, director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), para dar a conocer la situación del empleo en el país.

El funcionario también afirmó que esta administración dejará un legado positivo en materia del fortalecimiento estructural y las finanzas públicas, ya que se hicieron reformas en diferentes dimensiones, en atención a la solvencia a mediano y largo plazo del Estado mexicano por cuanto a pensiones se refiere.

En particular, refirió, una reforma que se hizo con el acuerdo del Sindicato en el IMSS para darle solvencia a su propio sistema pensionario, también se hizo una reforma equivalente en la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y se hizo una reforma en el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).

Además, dijo Meade, se hicieron dos reformas fiscales que permitirán que los ingresos tributarios tengan el mayor crecimiento de las administraciones recientes; se continuó reformando, tanto en lo legal como en lo administrativo, el sistema financiero mexicano; y se mejoró el entorno de competencia, en el mercado energético, en el de vivienda, en el de infraestructura por la vía de un nuevo marco de Asociaciones Público-Privadas (APP).

Aunque consideró que se tiene que seguir trabajando de manera intensa en modificar y modernizar la estructura de la economía mexicana, afirmó que en esta administración se lograron avances que permitieron colocar a la economía mexicana en la segunda que tiene el mejor horizonte de crecimiento dentro de los países que integran a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Reforma hacendaria

El secretario de Hacienda dijo que una reforma hacendaria tiene diferentes vertientes. Primero hay que reconocer que es una agenda inacabada. El tema de lo hacendario implica permanentemente revisar su marco, revisar las reglas para que permanezcan vigentes, sean útiles y actuales.

“Es una agenda que implica trabajar sobre impuestos que hoy son pilares de nuestros ingresos públicos; tanto en su vertiente de los impuestos sobre la renta como en el fortalecimiento de los impuestos al consumo. Pero también en la dimensión relevante de los impuestos locales”, indicó.

En cuanto a esta última, dijo tiene que revisarse si los gastos que corresponde a los estados y municipios se están financiando de la mejor manera posible, “por cuanto a que gravitan en alguna medida en el presupuesto federal y a lo mejor sería deseable que encontráramos una fuente de financiamiento también de esos gastos en la vía local”.

Si se revisa a nivel internacional, los impuestos federales contra impuestos federales “hay espacios de oportunidad, México tiende a comparar bien”, pero al analizar impuestos locales contra impuestos locales, “se aprecia que la brecha es mayor y, por lo tanto, sugiere que es una agenda que debiera desahogarse y de trabajarse”, aseveró.

Respecto al incremento en el gasto público, Meade sostuvo que el presupuesto de 2012 creció respecto al del año pasado, debido a mayores ingresos tributarios por una mejor administración tributaria, “eso le da soporte a un mayor gasto que es el que explica porqué el gasto que estamos viendo este año sea mayor que el gasto que vimos en el año previo”.

“Es un gasto que se está desahogando conforme al calendario y es un gasto que corresponde estrictamente al que nos fue aprobado en el presupuesto”, añadió.

Dirección de Pemex

Por cuanto a la posibilidad de estar al frente de Petróleos Mexicanos (Pemex) en el gobierno de Peña Nieto, el secretario de Hacienda dijo que por el momento está concentrado “en hacer un buen cierre y en que la economía mexicana tenga un buen desempeño para que la transición sea exitosa”.

Aseveró que por la responsabilidad que tiene en su cargo, está enfocado en tener “un cierre de administración ejemplar y una transición muy ordenada para que las bases con que arranque la nueva administración sean las mejores posibles y eso es lo único que hoy ocupa mi atención y la de la Secretaría”.

Economía mexicana

Antes de la sesión de preguntas, Meade hizo un balance de la situación económica del país para dar a conocer algunos elementos del contexto macro sobre la evolución del empleo.

Informó que durante el primer semestre de 2012 se mantuvo el proceso de expansión de la economía mexicana. El Producto Interno Bruto (PIB) registró un crecimiento anual de 4.6% durante el primer trimestre de 2012 y en el segundo trimestre, específicamente en abril, el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) creció 4.7%.

Esta evolución favorable de los indicadores a nivel macro, dijo, se explican tanto por un mayor crecimiento de la demanda externa como de la demanda interna.

Indicó que la producción industrial de los Estados Unidos se aceleró durante los meses de enero a mayo de 2012 respecto al mismo periodo de 2011, creció 4.6%, y ello repercutió en un mayor dinamismo de las exportaciones no petroleras.

Reconoció que el entorno internacional sigue siendo complicado, la economía norteamericana tiene un crecimiento moderado, pero persiste incertidumbre sobre la situación fiscal y financiera de diversos países de la zona euro; pero aun en este contexto las exportaciones mexicanas durante el primer semestre registraron dinamismo.

La demanda interna continuó creciendo a un ritmo elevado. Las ventas de la ANTAD crecieron 7.2% en el periodo enero-mayo; la inversión creció 8.6% durante el primer trimestre del año; y la confianza de los consumidores subió 7.8% anual al mes de mayo.

Al cierre de mayo, la cartera de crédito total vigente de la banca comercial y de desarrollo aumentó 10.3% en términos reales anuales. La cartera de crédito vigente directo al consumo, a la vivienda y a empresas y personas físicas con actividad empresarial aumentó 18.6, 6.0 y 13.4% anual, respectivamente.

La inflación general anual se ubicó en 4.3% en la primera quincena de junio y la inflación subyacente se mantiene en el rango objetivo del Banco de México, de 3.51%.

Esta mayor confianza se refleja también en un mejor comportamiento del mercado cambiario en el que se observa una apreciación del 4.5% en el transcurso del año y un Índice de Precios y Cotizaciones de la Bolsa Mexicana de Valores que se situó en 40 mil 199.55 unidades, un aumento de 8.4% respecto del cierre de 2011. (Patricia Pazarán)

Artículo anteriorConfían que Peña Nieto dé continuidad a la política económica de México
Artículo siguienteSuman más de 15 millones de personas inscritas al IMSS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí