En el noticiero estrella del canal de televisión, el presidente del consejo de Grupo Televisa, Emilio Azcárraga Jean, dijo que cuando tomó las riendas del negocio en 1997 edificó un nuevo proyecto que permitió en uno de los años más complejos, el de la Pandemia de 2020, ensanchar el horizonte de la compañía y anunciar ayer la creación de una nueva empresa junto a Univisión, que dará paso al grupo mediático de habla hispana más grande del mundo.

“…siempre hemos requerido y hemos ido buscando esas oportunidades”, expresó en entrevista el tercero en línea de la dinastía que ha venido creando desde 1930 el grupo de medios más poderoso de México y el mayor generador de contenidos para el público de habla hispana.

Además de los golpes derivados de la Pandemia, producto de la mayor crisis económica y sanitaria desde 1932, Azcárraga aseveró que el buen manejo de las finanzas y de la operación de Televisa durante 2020 abrieron la oportunidad de alcanzar el negocio conjunto, teniendo enfrente a competidores tan poderosos como Netflix y Amazon.

La ‘librería’ de contenidos que suman ambas empresas abarcará más de 300 mil horas de programación. Durante 2020 Televisa tuvo una capacidad de producción de más de 86,000 horas de contenidos de entretenimiento, deportes, noticieros y eventos especiales.

La nueva empresa pretende cubrir un mercado potencial de 600 millones de personas que hablan español, de los cuales 128 millones son mexicanos y 61 millones son hispanos que viven en los Estados Unidos. 

“Cuando tomé la presidencia, fueron años muy difíciles al principio, pero con una visión clara, con una visión de responsabilidad, tenemos una empresa completamente diferente a la que teníamos en aquel entonces, que se posicionó para poder enfrentarnos a futuro con estos nuevos socios, que seguramente nos dará muchos  resultados”, expresó en entrevista con la periodista Denise Maerker.

Como parte de la operación, Grupo Televisa contribuirá con los activos de contenidos y a cambio recibirá un valor por 4,800 millones de dólares (mdd), además de ser el accionista más grande de la nueva Televisa-Univision, con el 45% de las acciones.

“Google y Softbank, aparte de poner recursos que es muy importante porque se necesitan recursos para generar escala, para competir, son muy importantes para efectos de la parte de digitalización.

“Toda la parte que ellos conocen de tecnología, que todos los días están innovando, son fundamentales para ayudarnos en eso” mencionó Azcárraga durante la entrevista dada el martes por la noche en el estudio del programa.

El ejecutivo explicó que todas las concesiones se quedan con la empresa Televisa en México, así como todo el negocio de telecomunicaciones, representando por Izzi y Sky, además de la parte de futbol soccer y de la unidad de juegos y sorteos (PlayCity).

Puntualizó que la División de Noticieros tampoco entra dentro de la fusión Televisa-Univision pero que se creará una nueva unidad que dará servicios a la nueva compañía, desde una empresa de noticias 100% mexicana.

La emisora ??en español más grande de Estados Unidos, Univision, por su parte, desembolsará 3,000 mdd en efectivo, donde 750 mdd cubrirían acciones ordinarias de Univision, y los 750 mdd restantes estarán representados por acciones preferentes serie B, con dividendos anuales con rendimientos de 5.5 por ciento.

La transacción fue parcialmente financiada con una inversión preferente serie C que ascendió a 1,000 mdd liderada por SoftBank

Latin American Fund, con las participaciones de ForgeLight, Google y The Raine Group, agregó Televisa en el comunicado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here