1. Qué es la Navidad La Navidad es una festividad religiosa en la que los cristianos conmemoran el nacimiento de Jesucristo. Se celebra el 25 de diciembre de cada año. De hecho, la palabra Navidad, como tal, procede del latín Nativitas, nativ?tis que significa ‘nacimiento’. Este término, sin embargo, se utiliza no solo para referirse al día en que se celebra el nacimiento de Jesús la Nochebuena, sino que también se extiende para designar el periodo posterior, hasta el Día de Reyes. Actualmente, la Navidad se celebra en muchos lugares y de formas muy distintas. En general, una de las características actuales de la Navidad es el aumento del consumo, en especial de objetos utilizados como regalos y alimentos. Lo más valioso de la época es que se le identifica como un momento para destacar los valores como la solidaridad, la unión, el amor, la paz y la esperanza perfectos para los momentos que vivimos.
  2. Símbolos de la Navidad El árbol navideño tiene un significado cristiano, aunque su uso se ha generalizado en personas de distintas creencias. El árbol de Navidad hace referencia al árbol del Paraíso, al pecado original y a la figura de Jesús como redentor de los pecados, pero también la hoja perenne es un símbolo de la vida eterna. Papá Noel es el nombre que recibe en algunos países el personaje de Santa Claus, Santa, San Nicolás, entre otros. Es un personaje vestido con un traje de color rojo, cinturón y botas negras, que se encarga de fabricar y entregar los juguetes deseados por los niños en la noche del 24 al 25 de diciembre. El pesebre, también conocido como belén o nacimiento, es un símbolo importante de la Navidad, ya que representa la llegada de Jesús al mundo. Dentro del pesebre, las figuras esenciales son la Virgen María, San José y el Niño Jesús, junto a la mula y el buey. Otras figuras del pesebre son los tres Reyes Magos (Melchor, Gaspar, Baltazar) y los pastores. La corona navideña, también llamada corona de Adviento, es utilizada para representar el periodo de Adviento de cuatro semanas que precede la llegada de la Navidad. Está hecha con ramas de pino o de abeto. En ella se colocan cuatro velas, una por cada semana (https://www.significados.com).
  3. Celebra la Navidad simple, pero emotivamente muchos de nosotros todavía estamos atorados con el hecho de que los eventos y reuniones de fin de año se ven muy diferentes a las Navidades pasadas. Sin embargo, no se cancela a menos que así lo decidas. Esta temporada, no digas: “Para que festejar” Di “¿por qué no?” y comienza nuevas tradiciones celebrando pequeños rituales para tu familia, como lo definas. Inmortaliza tu festejo Haz un registro de video y fotos, con los seres queridos que desees ver y abran regalos juntos presencial o remotamente, arréglate para el momento, asegúrate que todo funcione y festeja y ríe esa una tradición te hará sentir bien. Reinventa la cena de Navidad La comida tiene el mayor sentido de ritual y tradición, pero no se sienta obligado a hacer la cena de Navidad habitual o por estas solo. Agrega platos y postres que les agrade a ti y a los demás comensales presenciales o remotos y conecten con video mientras cocinan y lo disfrutan, no olvides grabarlo o tomar fotos. Si todo lo demás falla … ¿Y si todavía se siente desanimado por una Navidad discreta? ¿O si tu familia se siente mal porque te quedaste en casa? Compensa la decepción haciendo planes futuros que involucren la unión, fiestas, vacaciones o simplemente recuerda lo espectacular de tu vida y que todavía la tienes. Si has perdido a alguien en estas fechas, recuerda los momentos gratos siempre eso los trae a la vida en tu memoria y tu presente. “Crea una oportunidad de esperanza”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here