En ocasiones surgen problemas al comprar un artículo por internet. Quizás no tienen el producto en el almacén, o puede que la empresa de envíos esté pasando por ciertos inconvenientes.

De cualquier forma, lo mejor es estar prevenido y saber qué hacer en esos casos. En este orden de ideas, se dan algunos consejos para saber qué hacer no te ha llegado tu pedido.

En primer lugar, se contacta al servicio de atención al cliente. Es posible que haya habido un problema, el cual ha impedido la entrega del paquete. Lo recomendable al iniciar el contacto, es darles el beneficio de la duda, es decir, no pensar que el retraso se debe a alguna mala intención.

Otro factor a tomar en cuenta es que los empleados que atienden a los clientes también son humanos. Ellos tienen sentimientos, que son igual de válidos que los de los usuarios. Por eso siempre debe imperar el respeto y las buenas costumbres en el trato. A su vez, es probable que ellos no tengan la culpa de la demora, así que solo están cumpliendo con su trabajo, al procesar la queja.

En cuanto a la forma de contacto, todo depende de los canales que ponga a la disposición la empresa. Cuando es por teléfono, es importante usar las palabras correctas, ya que no existe forma de transmitir con gestos. Cabe acotar, que se debe gesticular bien, puesto que se pueden presentar problemas de señal. 

Ahora bien, si usted recibió su compra exitosamente, es libre de relajarse y darse un tiempo para distraerse. Una opción es entrar a casino.netbet.com.mx y empezar a jugar.

Retomando la atención al cliente, es prudente considerar que cuando el contacto es por correo electrónico, la dinámica es diferente. En primera instancia, la respuesta no es simultánea, sino que puede tardar unos días. Aparte de que uno pudiera recibir una respuesta automática establecida por la compañía.

En esos casos, se sugiere ser paciente, tomando en cuenta de que seguro tienen bastantes correos por responder. Cabe señalar que la paciencia es una virtud de gran valor, tal y como lo plantea este link.

De no recibir una respuesta, es comprensible que se insista con más mensajes. También se acepta que se escriba con una urgencia más notable. De todas formas, mientras más grande sea la empresa, menores son las probabilidades de que se trate de un fraude.

Por otra parte, de hablarse cara a cara, es mucho más sencillo resolver el problema. Se aconseja mantener una actitud serena, para no complicar más la situación. De percibir una respuesta proactiva y amable, solo queda confiar en que van a entregar el producto comprado. 

Cabe señalar que es muy raro cuando se reclama en persona comprando en línea, ya que muchas tiendas virtuales no tienen sedes tangibles. Y si lo tienen, lo van a indicar en sus anuncios en línea, para generar más confianza.

Para finalizar, es prudente añadir que el e-commerce ha crecido en los últimos años. Solo hay que leer las noticias para darse cuenta de esto. Lo cual representa un buen augurio para el comercio electrónico en el futuro, porque proyecta avances que beneficien a la sociedad que consume y compra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here