Si bien los nuevos episodios de crisis provocados por los rebrotes del Covid-19 están cobrando factura en la economía en su conjunto, son las pequeñas y medianas empresas en México las que reportan las mayores pérdidas, de acuerdo con información de instituciones gubernamentales y organismos internacionales, además de proyecciones de analistas del Sector Privado.

La Comisión Económica para América Latina y El Caribe (Cepal) ha anticipado que 2.7 millones de empresas cerrarían actividades en Latinoamérica a consecuencia de la epidemia, con base en información recopilada entre cámaras empresariales en el primer semestre de este año.

“La materialización de las proyecciones, depende de la persistencia del ritmo de recuperación visto en los primeros meses de la nueva normalidad, la continua y gradual reanudación de actividades, los posibles rebrotes que puedan ocurrir hacia fin de añola incertidumbre se mantiene alta” dijo por su parte la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasemi) en su informe mensual de comportamiento de la economía más reciente, correspondiente a septiembre, con cifras de agosto pasado.

Hasta el octavo mes de 2020, los trabajadores asegurados por tamaño de patrón presentaron un panorama más oscuro en aquellas empresas que emplean entre 51 y 250 trabajadores, pero también en el bloque siguiente, con patrones que dan empleo a entre 251 y 500 personas. Sin embargo, son aquellas empresas que emplean entre 501 y hasta 1,000 trabajadores las que presentaron el declive anual más pronunciado, con -9.2%, en comparación a agosto de 2019.

A agosto pasado, los patrones con entre 51 a 250 empleados reportaron una caída en la generación de empleo de -5.4%, y el descenso en el bloque siguiente fue de 7.7% (entre 251 y 500 personas).

El mayor déficit de empleo es para aquellos trabajadores de ingresos de hasta 2 salarios mínimos.

Un informe del banco global BBVA publicado este lunes estima que el mercado laboral de México no se recuperará hasta finales de 2023 o principios de 2024; hasta agosto, 4.7 millones de personas han sido expulsadas del mercado laboral, siendo las mujeres las más afectadas.

Prevalecen los altos niveles de subocupación, con una tasa 5 puntos porcentuales superior al nivel previo a la Pandemia”, dijo el banco global.

El Paquete Económico presentado por el Gobierno Federal anticipa una caída de 8% para 2020 y una recuperación de +4.6% para el próximo año.

Estas cifras son vistas como demasiado optimistas por analistas del Sector Privado y organismos internacionales, que consideran que no incorporan los impactos de la mayor crisis sanitaria y económica en más de ocho décadas, que ha paralizado al mundo entero.

La encuesta de expectativas entre analistas de la IP del Banco de México ubica un declive del PIB para 2020 de entre -8.8 y -12.8%, mientras que la recuperación de 2021 estaría en un avance de entre +1.3 y 4.6% del PIB.

Las cifras de la Conasemi arrojan que los micronegocios, que crearon entre enero y marzo pasados 22.7 millones de empleos, en agosto presentaron un saldo de 20.1 millones.

Los pequeños establecimientos, el nivel siguiente, mostró a agosto 7.5 millones de empleos, contra los 8.5 millones de entre enero y marzo, en tanto que los medianos establecimientos generaron 4.7 millones de puestos de trabajo, contra los 5.4 millones de principios de año.

El gobierno y otros”, de acuerdo con el Conasemi, dieron empleo a 4.5 millones de trabajadores, contra los 5.2 millones del arranque de 2020.

“Se espera que el número de asegurados en el IMSS termine el año con una pérdida de entre 1.1 millones y 750 mil puestos en comparación con el cierre del 2019”, expone,

En un escenario optimista, la Conasemi observa una recuperación de alrededor de 350 mil puestos desde este mismo año, en tanto, que para 2021 se anticipa una recuperación de entre 100 y 450 mil puestos de trabajo, con lo que el número de asegurados aún no regresaría a su nivel pre Pandemia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here