Las tensiones comerciales entre EU y China van en aumento,  hasta alcanzar un clímax realmente adverso para el buen desempeño del comercio en todo el mundo.

Las tensiones comerciales entre EU y China van en aumento. Revista Fortuna

 

Una guerra comercial reciente

 

De acuerdo con el estudio elaborado por analistas miembros del Departamento de Estudios Económicos y Sociopolíticos del Grupo Financiero Citibanamex, considerando  el razonamiento de que China no ha estado dispuesta a cambiar sus prácticas comerciales “desleales”, y a brindar un trato justo y recíproco a las compañías estadounidenses, el presidente Trump ordenó a la United States Trade Representative (USTR) imponer aranceles por aproximadamente 200 mil millones de dólares a las importaciones chinas. Se impone una tarifa de 10 por ciento, que entró en vigor a partir del 24 de septiembre hasta el final del año, y aumentará al 25 por ciento el 1 de enero. 

En el estudio, los analistas de Grupo Financiero Citibanamex detallan que existe la posibilidad de llegar a un acuerdo antes de aumentar las tarifas del 10 por ciento. Sin embargo, también existe un riesgo importante de que las tensiones comerciales persistan, en cuyo caso esperaríamos que los aranceles se eleven hasta 25 por ciento.  Como tal, las tensiones comerciales empeorarán antes de que mejoren.

Imposición de aranceles

Agrega que esta imposición de aranceles constituye el segundo paquete de gravámenes impuesto por la administración del presidente Trump contra el gigante asiático, después de un primero que afectó 50 millones de dólares y que entró en vigor en junio. Así, de momento, el presidente Trump agregó que si China toma represalias, entonces los Estados Unidos aplicarán aranceles de inmediato por aproximadamente 267 millones de pesos de importaciones adicionales.

Las medidas proteccionistas de Estados Unidos contra China implican la aplicación de aranceles en aproximadamente 250 mil millones de dólares. 

Los analistas explican que una de las razones que motivaron esta agresiva política proteccionista por parte del presidente Trump, es el abultado déficit comercial de Estados Unidos con China que asciende a 376 mil millones de dólares anuales, nivel que para la autoridad norteamericana es inaceptable y, en consecuencia, tiene que equilibrarse.

Nuevos mercados para otros participantes

A pesar de la imposición de aranceles dirigida a disminuir el déficit comercial con China, no existe una garantía de que el déficit comercial pueda reducirse en la magnitud que marcan las medidas proteccionistas.

El arancel impuesto no es generalizado –como en el caso de los gravámenes dirigidos a las importaciones de aluminio y el acero-, solo está dirigido a los productos chinos. Con ello, la posible disminución de la oferta de productos chinos puede desplazarse hacia los demás oferentes, básicamente, los productores locales de Estados Unidos y/o el resto de la oferta importada distinta de China.

¿Una oportunidad para los productos mexicanos?

Las tensiones comerciales entre EU y China van en aumento. Revista Fortuna

 

Algunos analistas ya han anticipado que la decisión de imponer aranceles a China abre una venta de oportunidad para los productos, especialmente manufacturas, de algunos países que son competencia directa con China en el mercado de las importaciones de Estados Unidos, particularmente algunos países asiáticos y México.

“El objetivo del presente trabajo radica en establecer con cuál es el incremento potencial en el mercado de las importaciones de Estados Unidos que se deriva de la imposición de aranceles a los productos provenientes de China”.

Midiendo la posible ampliación de mercado para México

En principio, el margen para establecer el mercado potencial es muy amplio. México y China son los principales proveedores de productos manufactureros importados en Estados unidos. Ambos países han fortalecido su posición con participaciones de mercado con 22 por ciento China y 13 por ciento México, es decir, más de una tercera parte de las importaciones.

Asimismo, continúa el análisis, es considerable el impacto de los aranceles impuestos a China, pues de acuerdo con nuestras estimaciones, afecta un poco menos de la mitad de las importaciones de Estados Unidos provenientes del país asiático

De acuerdo con la información de la USTR, son 6642 fracciones las afectas por los aranceles. El universo de importaciones provenientes de China calculado que se afecta por la imposición de aranceles asciende 236 mil millones de dólares, y de manera muy general representa el mercado potencial que se expande para los competidores de China en el mercado norteamericano.

Evidentemente se trata de una cifra bastante agregada y poco precisa para evaluar el posible potencial adicional de mercado para las exportaciones mexicanas. Tratar de encontrar la dimensión adecuada de este potencial requiere ubicar las ventajas comparativas que entre las naciones pueden ser reveladas por el flujo del comercio de mercancías.

En este sentido, el intercambio de bienes refleja costos relativos y también diferencias y/o similitudes que existen entre los países –en este caso México y China-, además de factores que no necesariamente responden a condiciones de mercado.

Bajo estas consideraciones, continúa el análisis, las fracciones afectadas por el arancel bajo establece tres criterios fundamentales:

Existencia efectiva de comercio. Ubicar las fracciones arancelarias bajo las cuales Estados Unidos realiza importaciones provenientes tanto de México como de China, independientemente de si también se realizan compras foráneas desde otros países. Con ello se garantiza que realmente las exportaciones mexicanas tienen un espectro real de competencia. 

Monto significativo de comercio. Asimismo, garantizando que existen importaciones de Estados Unidos desde México y China, consideramos además que tengan un monto significativo. Para tal efecto, tomamos solo aquellas fracciones cuyo monto total importado por fracción sea mayor a los 53 millones de dólares6. 

Preponderancia de mercado. Como tercer criterio, en adición a los puntos anteriores, acotamos el mercado potencial considerando solo aquellas fracciones en donde la participación de mercado de tanto México como de China supera el 5 por ciento cada uno. 

Con estos tres criterios se pretende acotar con la mayor precisión posible la expansión potencial de mercado para las exportaciones mexicanas hacia Estados Unidos.

bajo los criterios de coexistencia efectiva de comercio de México y China en el mercado de importaciones de Estados Unidos, con competencia significativa y preponderancia de mercado de ambos países, el potencial de mercado para los productos mexicanos es significativo y asciende a 125 mmd, que representan casi la mitad de los montos afectados por los aranceles a las importaciones chinas y dos quintas partes de las exportaciones mexicanas a Estados Unidos durante el 2017. 

Llama la atención la confluencia entre las importaciones provenientes de China y las de México, pues el monto de lo exportado por México (119 mmd) es muy similar a lo exportado por China, es decir, además de la preponderancia de mercado de ambas economías arriba apuntada, el hecho de que los montos en el mercado potencial sean similares puede ser un indicativo de una fuerte competencia entre ambas economías lo que, frente a la imposición de aranceles a China, abre ventajas para los productos mexicanos.

El monto estimado como posible mercado potencial de 125 mil millones de dólares se asocia con 613 fracciones arancelarias de las 6642 que dio a conocer la USTR a las que se aplicará aranceles en las importaciones chinas. A fin de evaluar a su interior el potencial de esta última selección, clasificamos en cuartiles y por monto de las importaciones las 613 fracciones que son de interés, de tal forma que, a mayor monto, mayor es el potencial de mercado para las exportaciones mexicanas.   

Si bien por construcción, en el segmento con potencial de mercado para las exportaciones mexicanas es el cuarto cuartil con los montos de importación más altos y, por tanto, es el que presenta mayor potencial, llaman la atención tres hechos: 

1.- La cuarta parte de las fracciones concentra el 80 por ciento de los montos de importación china con alto potencial de mercado (100 mmd de los 125 mmd identificados)

2.- Esta proporción es prácticamente la misma para las exportaciones mexicanas, lo que refuerza la percepción de una clara confluencia entre las exportaciones entre ambas naciones y, por tanto, de una ventana de oportunidad para los envíos mexicanos. 

3.-Asimismo, desde el ángulo de las exportaciones mexicanas hacia Estados Unidos, el segmento ubicado como con un alto potencial representa el 38 por ciento de los envíos a ese país, es decir, se trata –como más adelante detallamos- de segmentos productivos donde los exportadores mexicanos han desarrollado ventajas comparativas y una sólida posición de mercado. 

¿En dónde se ubica este potencial de mercado para México?

El nivel de partida arancelaria de los principales segmentos en dónde se ubica la posible expansión de mercado con alto potencial para los productos mexicanos (equivalente a 100 mil millones de dólares de importaciones provenientes de China).

Es interesante, aseguran los analistas, que la participación de mercado conjunta de México y China en este segmento es de 55 por ciento, lo que de nueva cuenta refuerza la idea de una fuerte competencia entre ambas naciones, la cual tiende a concentrarse en productos manufacturados con fuerte contenido tecnológico. 

Conclusiones

Del análisis de las cifras de importaciones de Estados Unidos se desprende una clara ventaja adicional para las exportaciones mexicanas. 

Si bien nuestro estimado de un alto potencial de mercado adicional de 100 mil millones de dólares representa una buena oportunidad para los exportadores mexicanos, debe tenerse muy en cuenta que esta estimación se realiza suponiendo dos hechos fundamentales: 

China no es capaz de absorber el impacto de los aranceles, y por tanto, de reducir sus precios, y, no consideramos a los productores locales de Estados Unidos, los cuales, deberían ser los beneficiarios directos de las medidas adoptadas por la presidencia de Trump.

A pesar de estos supuestos, que evidentemente sobrevaloran el potencial adicional de mercado para las exportaciones mexicanas, el cálculo realizado sí permite una valoración importante del mismo. En este sentido, dada la fuerte similitud entre lo exportado por México y China, y las ventajas comparativas importantes que los exportadores mexicanos han desarrollado a la luz del modelo de comercio internacional con el antiguo TLCAN, consideramos que la reciente guerra comercial entre los estados Unidos y China, abre una ventana de oportunidad para los exportadores mexicanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here