La producción industrial del país aumentó 0.3 por ciento en términos reales en junio de 2018 respecto al mes precedente, con base en cifras desestacionalizadas, lo que implicó un incremento de 0.5 por ciento en su comparación anual.

De esta manera, tres de sus componentes mostraron signo positivo, energía eléctrica, agua y gas avanzó 3 por ciento, la construcción 0.6 por ciento y las manufacturas lo hicieron en 0.1 por ciento.

En cambio, las actividades extractivas se contrajeron 0.2 por ciento en el sexto mes de este año frente al mes previo.

Ahora bien, el comparativo anual por sectores muestra fortaleza en la industria manufacturera con un crecimiento de 2.5 por ciento, debilidad en electricidad, agua y gas que avanzó 1.4 por ciento, así como en la construcción, con 0.8 por ciento.

Sin embargo, la minería continuó sumida en su profunda contracción, al presentar una caída de 6.7 por ciento en junio frente al mismo mes de 2017.

Datos con perspectiva trimestal

De acuerdo con Banorte, la producción industrial presentó un retroceso trimestral de 1.1 por ciento a tasa anualizada.

En su interior, encuentra un avance de 1.1 por ciento en las manufacturas, en los últimos tres meses comparado con un periodo previo igual, con dato anualizado.

Sin embargo, siguiendo el mismo comparativo, la construcción presenta un retroceso de 6.9 por ciento, mientras que para la minería se observa una contracción de 5.4 por ciento.

Consideraciones de Invex

La reducción de la plataforma de producción petrolera mantendrá al sector minero en contracción y la disminución de los trabajos de reconstrucción tras los sismos de septiembre 2017 aunado al escenario de incertidumbre y consolidación fiscal lastrarán la inversión en construcción.

Por otro lado, la prolongación de tensiones comerciales con Estados Unidos pesa sobre el futuro de la producción manufacturera, aunque por el momento la mayor demanda externa seguirá apoyando el crecimiento del sector.

Esperamos que el sector industrial presente un ligero repunte este año tras la contracción de 0.6 por ciento del año pasado, aunque mantendrá un crecimiento moderado.

Consideraciones de Scotiabank

El IGAE avanza con fuerza, pero mantiene debilidades. Revista FortunaEn junio el desempeño de la actividad industrial continuó débil, ante el lento dinamismo de sus principales componentes.

Si bien la fuerte demanda proveniente de EU siguió impulsando a las exportaciones manufactureras, éstas disminuyeron su ritmo avance en más de la mitad, suavizando aún más la producción del sector.

Mientras que el moderado repunte en las obras de edificación, un continuo avance en las obras especializadas y cierta moderación en el retroceso de las obras de ingeniería civil motivaron una positiva evolución de la construcción.

Para julio, el negativo reporte de la industria automotriz augura un frágil inicio de segundo semestre para el sector secundario de la economía mexicana.

Consideraciones de Banorte

En nuestra opinión, la producción manufacturera continuará siendo el principal soporte de la actividad industrial en los próximos meses.

Si bien la reciente apreciación del tipo de cambio podría impactar adversamente al sector manufacturero, seguimos considerando que la producción manufacturera continuará impulsando al sector industrial en el tercer trimestre del 2018.

Adicionalmente, esperamos que el sector de construcción siga avanzando, aunque a un ritmo más moderado.

Sin embargo, anticipamos que la producción minera seguirá restando impulso a la actividad industrial.


Más de actividad industrial

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here