Enrique de la Madrid Cordero.

Acapulco, Gro. Con el producto de la venta de los activos de Mexicana de Aviación se liquidará a los 8 mil 600 trabajadores en activo y jubilados que resultaron afectados por la quiebra de la aerolínea, afirmó Enrique de la Madrid, director general del Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext).

Luego de que la jueza Edith Alarcón declaró este 4 de abril la quiebra de Mexicana de Aviación, De la Madrid dijo que ahora se procederá a la venta de los activos de la empresa y “con el producto de la venta poder distribuirlo entre los trabajadores, no sólo los (trabajadores) activos sino también los jubilados”.

Se prevé que el nuevo fideicomiso que se forme para la liquidación de los trabajadores de Mexicana de Aviación será administrado por Invex.

Lo que procede es nombrar un síndico y proceder a la liquidación de los activos y darle seguimiento al MRO, indicó el funcionario en entrevista durante la 77 Convención Bancaria.

Señaló: “los recursos que estaban en nuestras manos (que adeudaba la aerolínea) en lugar de cobrarlo nosotros o el gobierno federal, los estamos aportando en beneficio de los trabajadores y ya el proceso de sí son o no suficientes sería más bien darle seguimiento al tema de la quiebra, el monto de los adeudos es muy importante evidentemente, el adeudo con los trabajadores es muy importante, también era el que tenía con los bancos”.

La deuda de Mexicana de Aviación con Bancomext era de 1 mil 100 millones de pesos.

Consideró “importante que después de tres años y varios meses se llega a una resolución que seguramente será materia de debate, pero que todos sabemos que cuando una empresa entra a un concurso mercantil tiene dos salidas: por un lado si no encuentran cómo resolver el problema con sus acreedores y no se encuentra un inversionista que pueda ayudarle procede la liquidación, o si llega a un convenio con sus acreedores, si llega a un arreglo, como fue el caso con el MRO, se levanta la quiebra y sale y se ejecuta el convenio al que llegaron”.

Destacó que con las recientes reformas se modificó la ley de concursos mercantiles para que no vuelva a pasar que un asunto como el de Mexicana tarde tanto tiempo en resolverse.

“Deberíamos de ponerles tiempos más breves a las resoluciones, ya que la idea de los concursos mercantiles es hacer un alto en el camino para que se puedan arreglar los acreedores, para que pueda fortalecerse, pero un concurso mercantil que dura 3 años no es el óptimo”.

Foto: Archivo

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.