JUAN PABLO ZAMORA/CUARTOSCURO.COM

Aunque la actividad emprendedora en México se ha incrementado, falta darle mayor impulso a la educación en el tema de emprendimiento y promover empresas innovadoras, que tengan mayor valor agregado, y que realmente resuelvan problemas de la sociedad.

Para Arturo Torres, vicerrector de Emprendimiento del Tecnológico de Monterrey, si se fomentara la cultura emprendedora en el país desde una edad más temprana y se incluyera en la currícula se despertarían actitudes o capacidades para el emprendimiento.

“Se debe trabajar mucho en la cultura de no tener miedo al fracaso, hay que tener un espíritu de arriesgarse, de ser tolerante al riesgo, saber trabajar en equipo, son factores que pueden ayudar a la promoción del emprendimiento”, dice el responsable de la coordinación a nivel nacional de los programas académicos de emprendimiento de la institución.

Según el Global Entrepreneurship Monitor (GEM) 2012, realizado por la London Business School y Babson College, México subió en la Tasa de Actividad Emprendedora (TAE). En 2011, la TAE se ubicó en 9.6 por ciento y en 2012, en 12 por ciento.

Arturo Torres, Vicerrector de Emprendimiento Tec“Sin embargo seguimos debajo de otros países de América Latina como Chile que se ubica en 23 por ciento y Colombia en 20 por ciento; pero se ha venido incrementando esa tasa, lo que quiere decir es que hay una mayor actitud hacia el emprendimiento”, afirma Arturo Torres, vicerrector de Emprendimiento del Tecnológico de Monterrey.

Respecto del reporte global de emprendimiento, explica Torres que en 2012 participaron 69 economías. En cada país se escoge a una institución educativa que se encargue del estudio y el Tecnológico de Monterrey siempre lo ha hecho por parte de México.

Entre los aspectos que considera la Tasa de Actividad Emprendedora están: la infraestructura física del país para apoyar el emprendimiento, la apertura del mercado interno a empresas de reciente creación para comprar sus bienes o servicios, la educación a todos los niveles en el tema de emprendimiento, el financiamiento disponible para este tipo de iniciativas, las normas sociales y culturales para promover el emprendimiento, la infraestructura comercial, la transferencia de investigación y desarrollo para los emprendimientos, las políticas de gobierno y los programas para promover el emprendimiento.

De acuerdo con el GEM, de las dos mil personas encuestadas en México, 45 por ciento percibe que hay buenas oportunidades para iniciar un negocio, 62 por ciento percibe que tiene las capacidades y habilidades para iniciar un negocio y 56 por ciento tendría el deseo de emprender un negocio, lo ha iniciado recientemente o está por emprenderlo.

Uno de los factores que destaca el reporte, señala Arturo Torres, es la falta de educación a nivel primaria y secundaria en el tema de emprendimiento.

Para que se fomente el emprendimiento a nivel nacional considera necesario construir un ecosistema que implique la revisión de leyes con el propósito de evitar el sistema burocrático para iniciar una nueva empresa, “aunque han disminuido los trámites todavía falta más”; contar con capital emprendedor que la empresa necesita para nacer, crecer, para acelerar su crecimiento y para consolidarse, es decir que apoye en las diversas etapas con: capital semilla, capital ángel, adventure capital y otros financiamientos; además de instrumentos o incentivos fiscales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here