El banco JPMorgan y Credit Suisse pagarán en conjunto algo más de 400 millones de dólares por un arreglo relacionado con la acusación de que ofrecieron deuda respaldada por hipotecas de manera engañosa a inversores, dijeron este viernes reguladores.

JPMorgan pagará 296.9 millones de dólares para cerrar los cargos en su contra, mientras que Credit Suisse pagará 120 millones, dijo la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC, por su sigla en inglés).

Ambos bancos llegaron al acuerdo sin reconocer o negar las acusaciones, y manifestaron su agrado por alcanzar el arreglo.

Los acuerdos anunciados este viernes suman menos que los 550 millones de dólares que Goldman Sachs Group Inc acordó pagar en el 2010 por acusaciones de la SEC de que había engañado a inversores en una transacción con bonos hipotecarios. Ese banco tampoco admitió haber cometido alguna irregularidad.

Uno de los cargos de la SEC contra JPMorgan fue producir declaraciones materialmente falsas y engañosas acerca de la calidad de préstamos hipotecarios que respaldaban títulos por mil 800 millones de dólares que suscribió en diciembre de 2006.

En cuanto a Credit Suisse, la SEC lo acusó de engañar a inversores en transacciones con títulos respaldados por créditos hipotecarios.

“De muchas maneras, productos hipotecarios como los títulos respaldados por créditos residenciales fueron la base de la crisis financiera”, dijo el director de investigaciones de la SEC, Robert Khuzami, en un comunicado.

“Las distorsiones en conexión con la creación y venta de títulos hipotecarios contribuyó enormemente a las tremendas pérdidas sufridas por inversores cuando colapsó el mercado de viviendas de Estados Unidos”, agregó el funcionario.

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here