Durante 2010 a través de los cajeros automáticos del país se dispuso de efectivo un volumen de efectivo equivalente a 150 mil millones de dólares, lo que representa aproximadamente 15% del producto interno bruto (PIB), hecho que impone a la banca del país la misión de avanzar en la modernización de los sistemas de pago, afirmó Luis Peña, director general de HSBC.

Por su parte, Eduardo Coello, director general de Visa México, expuso que 62% de las pequeñas y medianas empresas (Pymes) sólo utilizan efectivo en sus operaciones, además de que la mitad de las más de 3 millones unidades suelen mezclar los gastos de la empresa con los personales.

Durante la presentación de la tarjeta HSBC Empresas Visa, programa constituido con el respaldo de Nacional Financiera, Peña expuso que este medio será una forma de empezar a abatir la “asignatura pendiente que tiene la banca” con las Pymes del país.

Coello expuso que el segmento de las Pymes tiene más beneficios por ver, por parte de las instituciones financieras, porque el nivel de uso de efectivo impone retos de control, seguridad y, de manera especial, en cuanto tiempo, que podrían dedicarlo a generar valor en sus negocios.

En su oportunidad Héctor Rangel Domene, director general de Nacional Financiera, informó que esta institución respalda mediante garantías, el proyecto para el otorgamiento de créditos a un mercado potencial de 35 mil Pymes, con ello podrán acceder al financiamiento sin requerimiento de un respaldo hipotecario.

La tarjeta HSBC Empresas facilita a las Pymes disponer de una línea de crédito que puede ir desde 10 mil pesos hasta 2.5 millones, según el perfil de cada cliente y de la empresa, de una forma ágil en establecimientos, banca electrónica y terminales punto de venta.

Los recursos podrán ser utilizados para cubrir necesidades de pago de proveedores, nómina, compra de inventarios, compra de activos fijos, maquinaria y equipo de transporte.

Leonardo Arana, Director General Adjunto de Banca de Empresas y Gobierno de HSBC México, hizo referencia a algunas de las ventajas que tiene la tarjeta, ya que permite a sus clientes utilizar el total de su línea de crédito según sus requerimientos. De esta manera, quienes cuentan con esta tarjeta, pueden estar seguros que podrán adquirir los bienes o servicios que deseen cuando así lo necesiten.

Con la tarjeta, los clientes también gozarán de planes de meses sin intereses, planes de pagos fijos y planes especiales (de plazo o tasa) para la compra de maquinaria.

Si así lo requieren, agregó Arana, las Pymes tendrán la opción de traspasar, a través de la banca por internet de HSBC, el saldo disponible en su tarjeta HSBC Empresas a su cuenta de cheques. Por este mismo medio, los clientes también podrán consultar el saldo de su tarjeta, así como realizar movimientos y pagos.

De igual manera, se podrán hacer movimientos y consulta de saldos en la red  de más de 6 mil cajeros automáticos de HSBC.

La tarjeta, ofrece acceso a los servicios de asistencia mundial de Visa, que permite el reemplazo urgente de tarjeta, en caso de robo o extravío, la entrega de efectivo de emergencia, así como servicios de asistencia en viajes.

Entre las medidas de seguridad para los usuarios, para realizar transacciones será necesario ingresar el NIP de la tarjeta, adicionalmente, HSBC notificará por medio de un mensaje de texto a teléfono celular cada vez que se utilice para hacer compras y disposiciones realizadas con la tarjeta.

Para contratar tarjeta, se requiere ser persona física con actividad empresarial o persona moral, tener tres años de constitución y contar con un obligado solidario (para el caso de personas morales el obligado solidario debe ser el accionista principal).

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.