“Pausa” en cifras IV Trim no borra debilidad economía mexicana para 2022

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 27 segundos

Expertos apuntaron que las cifras revisadas de crecimiento de diciembre, publicadas hoy, no diluyen el pronóstico de debilidad que estaría mostrando la economía mexicana a lo largo de 2022, donde si bien el factor sanitario seguirá afectando, presionarán altas tasas de inflación y una persistente baja en la confianza empresarial, afectando directamente a la inversión privada.

Con datos revisados, el Indicador Oportuno de la Actividad Económica (IOAE) estimó anticipadamente un avance de la economía de +0.7% en diciembre, a tasa anual, con cifras desestacionalizadas, frente a una valoración previa que exhibía un crecimiento nulo.

Pese al buen dato, los especialistas no sólo no alteraron la expectativa de que la economía mexicana marcó dos trimestres consecutivos de caídas, sino que la recuperación durará poco, y que no abonará terreno en este año.

El propio IOAE estimó que, enero pasado, la actividad económica exhibió agotamiento, con una contracción de -0.1%, a tasa mensual.

“Datos oportunos de actividad económica en México muestran una recuperación de la actividad económica local en diciembre del año pasado, aunque sin generar una tendencia.

“El PIB mexicano continuará débil”, aseveró la casa de bolsa Vector en un reporte.

Los datos revisados al alza de diciembre probablemente influyan positivamente en la perspectiva de corto plazo, pero no modifican en mucho los pronósticos que apuntan que en el cuarto trimestre del año, el PIB habría exhibido una contracción de -0.1%, a tasa trimestral, tras la caída de -0.4% presentada entre julio y septiembre.

Lejos de la proyección gubernamental de que el PIB del país crecería a una tasa de +6% al término de 2021, tras el declive histórico de -8.5% de 2020, ahora el consenso confirma un avance de alrededor de +4.8%.

Con bases de comparación todavía débiles, el IOAE estimó anticipadamente que la actividad económica en México habría avanzado en el primer mes del año a una tasa anual de +0.7%, contra enero de 2021, y con cifras desestacionalizadas.

Con cifras originales, es decir, aquellas que no toman en cuenta el efecto calendario y las que sigue el mercado, el banco Banorte estima que la economía mexicana habría avanzado en enero +0.5%, a tasa anual.

“Esto es un tanto consistente con otras cifras que muestran un menor dinamismo al inicio del año, caracterizado por una reducción en la movilidad, mayor ausentismo laboral (como consecuencia de los contagios) y presiones inflacionarias todavía elevadas”, mencionó hoy el banco en un escrito.

La semana entrante se publica la medición final del PIB para el cuarto trimestre de 2021 y el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) de diciembre.

Artículo anteriorClara: el unicornio mexicano más rápido del mercado
Artículo siguienteSCJN ordena vacunar a menores de 5 a 11 años contra COVID-19

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí