Inclusión de mujeres a mercado laboral promete beneficios económicos para México

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 43 segundos

Más mujeres en el mercado laboral representa: autonomía económica para más trabajadoras, mayores ingresos y ahorro en los hogares, mayor rentabilidad y talento en las empresas, y un incremento del 15 por ciento en el PIB de México para 2030. La inclusión laboral femenina podría sumar 1.4 puntos porcentuales de crecimiento económico anualmente, informó el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

De acuerdo con un boletín del IMCO, en 2030, el PIB de México podría aumentar en 15 por ciento respecto al de 2020 si 8.2 millones más de mujeres se integran a la economía en los próximos 10 años. Por el contrario, si México no lleva a cabo una agenda de inclusión clara y real, y mantiene la incorporación de mujeres al mercado laboral como hasta ahora, en 2030 el PIB solo crecerá en un 5 por ciento.

Para lograrlo, IMCO informa que se necesita invertir en un sistema que se enfoque en el cuidado y desarrollo infantil; motivar la certificación de las empresas en Igualdad Laboral y No Discriminación; impulsar créditos a las pequeñas y medianas empresas que contraten a mujeres que regresan a trabajar después de un embarazo o cuidado de familiares; fomentar inversiones responsables dirigidas a mejorar las condiciones laborales de las mujeres, así como Transparentar las políticas de inclusión y representación de las mujeres en empresas mexicanas. Ya que es importante crear condiciones para que más mujeres entren al mercado laboral, crezcan y permanezcan en él.

A pesar de que en los últimos 10 años es notable un avance en la participación política de las mujeres, el Instituto aclara que, esto no ha significado un mayor crecimiento de mujeres en el resto de las instituciones de gobierno. En 2019, solo el 18 por ciento de las titulares de dependencias de la Administración Pública Federal fueron mujeres.

En el sector privado también hay poca participación de mujeres, que baja aún más conforme ascienden los puestos directivos, apuntó. Mientras que el 35 por ciento del personal de las empresas que cotizan en las bolsas mexicanas de valores son trabajadoras, las mujeres solo ocupan el 1 por ciento de las direcciones generales y representan solo el 9% del total de miembros de los consejos de administración.

Sin embargo, IMCO asegura que hay evidencia de que las empresas que suman a más mujeres, sobre todo en cargos directivos, aumentan 55 por ciento su margen de ganancias y 47 por ciento su retorno sobre el capital. Del mismo modo, aumentan en, aproximadamente, un 60 por ciento la probabilidad de mejorar su reputación, así como atraer y retener talento con mayor facilidad.

Otros beneficios de sumar a las mujeres al mercado laboral mexicano es el aumento del ingreso nacional asignado a las mujeres, que equivale a 122 mil pesos anuales por cada mujer que se incorpore, lo que a la par incluye un aumento en el ingreso de los hogares, prestaciones laborales y derrama económica hacia otros sectores. Así, también, un incremento en el ahorro para el retiro y la vivienda de 3.6 mil millones de pesos anuales y un aumento de la recaudación fiscal por impuesto sobre la renta de 2.5 mil millones de pesos anuales.

Por: Yareth Arciniega Villa

Artículo anteriorRegresa México a mercados internacionales con mejores condiciones
Artículo siguienteAMLO En Vivo | 12/04/21 #ConferenciaPresidente #AMLO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí