Con Ventika, aerogeneradores de Cemex convivirán con zona gasera de Pemex

Energía eólica

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 28 segundos

Energía eólica
Energía eólica

Con créditos del Banco de Desarrollo de América del Norte (Nadbank, por sus siglas en inglés), en el municipio General Bravo, Nuevo León, se desarrollan dos de los principales parques eólicos del país: Ventika y Ventika II, con una capacidad total de generación de 252 Megawatts (MW).

La filial de Cemex, TEG Energía, es la principal promotora de este proyecto pero lo comparte con Fisterra Energy, un fondo privado en donde participa el gigantesco Blackstone Group que, como usted sabe, es el principal accionista de Cemex. Así que se trata de un proyecto estratégico en donde Blackstone simplemente apuesta por los márgenes que dejará a sus inversionistas el uso más eficiente de las energía renovables.

La energía que se produzca en TEG Energy será adquirida por FEMSA, DeAcero, el Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey y, por supuesto, por Cemex.

La Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) de este proyecto no tiene desperdicio y ubica los beneficios de su desarrollo en su justa dimensión pero también los eventuales riesgos.

El Nadbank, además, se reivindica como el banco de desarrollo para proyectos sustentables que beneficien a ambas regiones de la frontera. No ha sido fácil encontrar proyectos del perfil de los campos de energía eólica de Ventika y Ventika II. En total, el Nadbank ha otorgado financiamientos por $521 millones de dólares para financiar al menos seis proyectos eólicos en Tamaulipas, Nuevo León, California y Texas. A diferencia de la región de Oaxaca, en donde varias compañías españolas han intentado sin éxito impulsar proyectos de energía eólica, aquí en Nuevo León la vinculación con empresas que necesitan de esta fuente de energía ha permitido que el avance sea más rápido y contundente.

HECHO PARA NUEVO LEÓN

En la Semarnat, a cargo de Juan José Guerra Abud, tomaron con mucha seriedad la presentación de la Manifestación de Impacto Ambiental porque se trata de una zona en donde, al menos durante la última década, Pemex ha aumentado la presencia de pozos de extracción de gas natural, por lo que también se ha registrado una mayor afluencia de personal y maquinaria. En esa zona, además, el agua es escasa y los cuerpos del líquido que se ubican aún están representados por bordos y aguajes, los cuales captan el agua de lluvia. Estas obras se encuentran destinadas principalmente para fuente de abastecimiento del ganado, la mayoría de éstos no cuentan con la suficiente capacidad de almacenamiento para soportar la demanda durante todo el año, lo que aunado a la baja precipitación, el clima seco y los suelos arenosos, limitan su función. Pero esta condición, lejos de perjudicar el proyecto de Cemex para la energía eólica en la zona lo benefició, porque la carestía de agua que presenta la región es una ventaja a favor de los proyectos de generación de energía eólica, ya que no se requiere de agua para su operación, caso contrario de las plantas termoeléctricas, por lo que este proyecto no competirá con los actuales usuarios del recurso hídrico.

LA SIGUIENTE ETAPA

La MIA presentada por Cemex ante la Semarnat también destaca que la operación de estos parques eólicos se dará en territorios en donde la actividad de Pemex para la exploración y explotación de gas natural ha sido intensa. En esta región también operan ranchos cinegéticos de venado y otras especies, así como empresas dedicadas a la ganadería. A pesar de ello, en la región del municipio de General Bravo aún se conservan áreas extensas con la vegetación original, por lo que el proyecto eólico deberá respetar y contribuir a cualquier necesidad de remediación ambiental. Cemex también recibió sugerencias claras de proteger rutas de especies como la Mariposa Monarca, al acotar el polígono de operación de sus plantas que ahora ofrecerán energía sobre el gas natural en uno de los mejores momentos para este combustible.

Es cierto que las aerogeneradoras que instalará Cemex y sus socios en la región modificarán el paisaje pero la MIA destaca que, con menos beneficios para el equilibrio del medio ambiente, en el pasado otras actividades (sin referirse explícitamente a Pemex y sus actividades de explotación de gas natural) han modificado el paisaje. Cemex instalará 110 aerogeneradoras que contarán con un transformador para elevar la capacidad de generación.

Artículo anteriorDepende de Kansas City viabilidad tren de pasajeros DF-Querétaro
Artículo siguienteLugares nuevos y renovados en la Ciudad de México.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí