Rechaza CFC la concentración Nestlé-Pfizer

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 28 segundos

La Comisión Federal de Competencia (CFC) no autorizó a Nestlé la adquisición de la línea de negocio de nutrición de Pfizer en México. por considerar que la transacción provocaría riesgos reales y considerables a la competencia y libre concurrencia.

La dependencia federal afirma que la operación llevaría a Nestlé a acumular participaciones de 71 y 88 por ciento del volumen vendido en los mercados de fórmulas lácteas de rutina para bebés de entre cero y 36 meses.

De darse la operación, abunda, Nestlé podría incrementar los precios de sus diferentes marcas hasta en 11.5 por ciento, aunado a incrementos similares, aunque menores, por parte de los demás competidores.

Según la CFC, la adquisición sometida a la autorización de la dependencia forma parte de una operación internacional por medio de la cual Nestlé planea adquirir el negocio global de la división de nutrición de Pfizer.

En México, Nestlé y Pfizer coinciden en los mercados de fórmulas lácteas infantiles para bebés de cero a 36 meses.

Las fórmulas lácteas infantiles se dividen, conforme a su uso, en fórmulas de rutina etapas 1 y 2, fórmulas de rutina etapa 3 y fórmulas de especialidad. Ante el muy reducido monto de las importaciones, la competencia desde el exterior no es factor; todos estos mercados son nacionales, según la CFC.

Para las fórmulas de etapa 1 y 2, la operación notificada daría a Nestlé una participación en el mercado nacional de 70.6 por ciento en volumen (63.7 por ciento en valor); para la etapa 3, la participación resultante sería de 88.2 por ciento en volumen (79.8 por ciento en valor); y para las fórmulas de especialidad, acumularía 37.0 por ciento en volumen (36.2 por ciento en valor).

En todos los mercados se aprecian altas barreras a la entrada, entre ellas las economías de escala, la complejidad de un esquema de promoción basado en el contacto con los pediatras y la lealtad a la marca consumida inmediatamente después del nacimiento, indica la CFC.

En estas circunstancias, el análisis de la CFC señala que, de concretarse, la operación notificada abriría la puerta a que Nestlé incrementara entre 2.9 y 11.5 por ciento los precios de sus fórmulas lácteas de rutina, dependiendo de la marca, así como a una respuesta similar, aunque en menor proporción, por parte de los demás competidores.

Nestlé y Pfizer presentaron una propuesta de condicionamientos que resultan insuficientes para prevenir el daño al proceso de competencia y libre concurrencia derivado de la concentración.

Las empresas involucradas cuentan con 30 días hábiles para presentar un recurso de reconsideración ante la CFC y, si así lo deciden, presentar una nueva propuesta de condicionamientos.

Artículo anteriorAumentan los contratos de seguros para autos por Internet
Artículo siguienteLogra Buen Fin ventas por 140 mil mdp

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí